El país vecino año a año publica su lista de "jurisdicciones reportables" en la que Colombia no había podido entrar

Joaquín M. López B.

Hace unos años el entonces ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, recordó que habían dificultades para acceder a información financiera con Panamá, pues ese país tenía un veto a Colombia, al no incluirla en su lista de países a los que les comparte datos de ese tipo, la cual en ese territorio se llama jurisdicciones reportables.

De hecho, en el reporte de 2019 aparecían más de 45 países con los que Panamá se comprometía a que sus bancos enviaran reportes de ser necesario, por eso es una sorpresa que finalmente, el gobierno de esa Nación incluyera a Colombia.

Así lo decretó el presidente de Panamá, Laurentino Cortizo, al firmar en las últimas horas el decreto que autoriza transferir información financiera a Colombia y otros 63 países.

El documento dice que además de que las entidades financieras panameñas quedarán obligadas a reportar información según las leyes de cada país solicitante, a más tardar hasta el 31 de julio de 2020 se deberá reunir la documentación y detalles de las operaciones de 2019. Incluso algunas compañías de la banca podrían tener de plazo un máximo hasta el 30 de septiembre.

Otro punto que sorprende es que, entre la lista de 2018, y la de 2020 hay una diferencia de 30 países nuevos con los que Panamá acepta compartir su información financiera, además de Colombia, otros territorios que entraron en el acuerdo son varios de la Unión Europea, Asia y África.