La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Reuters

Los clubes de fútbol no se verán beneficiados con ningún tipo de exención impositiva a los altos salarios, dijo el viernes el presidente francés, Francois Hollande, en respuesta al anuncio de las instituciones de que realizarán una huelga en noviembre por este tema.

Los clubes franceses llevarán adelante su primera huelga desde 1972 en protesta por los impuestos a los ingresos, que los empleadores deben pagar por salarios por encima de un millón de euros.

Hollande dijo que se reunirá con el presidente de la federación de fútbol local, Noel le Grat, por el impuesto del 75%, aunque destacó que no ve necesidad de que se produzcan excepciones.

"Cuando se vote la ley impositiva, será igual para todos las empresas sin importar lo que sean", sostuvo Hollande en una rueda de prensa en Bruselas. Se espera que el Parlamento apruebe la medida en las próximas semanas.

"Esto no impide que dialoguemos respecto a las dificultades que afrontan los clubes profesionales, pero todo el mundo debe estar al tanto de las reglas", agregó.

Catorce de los 20 clubes de la primera división se verán afectados por la ley. Paris St Germain, dominado por fondos qataríes, será el más afectado, mientras que el Mónaco, propiedad de un multimillonario ruso, se verá exento por no estar afectado por las leyes francesas.

PSG, que gastó más de 200 millones de euros en transferencias desde que Qatar Sports Investments se hizo cargo del club en 2011, pagaría unos 20 millones de euros, aproximadamente la mitad de lo que deberán desembolsar todos los clubes.

La huelga afectará los partidos de primera y segunda división entre el 29 de noviembre y el 2 de diciembre.