RIPE:
EXPANSIÓN

El Gobierno alemán ha acordado la entrada en el capital de CureVac, una empresa biotecnológica destacada

Expansión - Madrid

El Gobierno alemán ha acordado su entrada como accionista de referencia en CureVac, una biotecnológica que actualmente desarrolla una vacuna contra el coronavirus, con el objetivo de ofrecer a la compañía "seguridad financiera".

Los planes de ayuda lanzados por los distintos países para intentar paliar la crisis desatada por el coronavirus incluyen entre las medidas aceptadas la ayuda estatal a empresas. Pero no necesariamente siempre se limitan a compañías que temen por la continuidad de su negocio.

El Gobierno alemán ha acordado la entrada en el capital de CureVac, una empresa biotecnológica destacada en la actualidad por el desarrollo de una vacuna contra el coronavirus.

Los términos del acuerdo sitúan en un 23% la participación del Estado alemán en CureVac, como resultado de la inyección de unos US$337 millones (300 millones de euros) de capital en la empresa.

El Gobierno alemán ha sellado esta alianza con Dietmar Hopp, un conocido empresario alemán, cofundador del gigante SAP, y accionista mayoritario de CureVac con una participación superior al 80% antes de los cambios previstos en el capital de la biotecnológica.

La inyección de capital del Gobierno alemán tiene como objetivo financiar el desarrollo de la vacuna contra el coronavirus, y otorgar a la empresa "seguridad financiera".

En las últimas fechas distintos Gobiernos han intensificado sus negociaciones con el sector farmacéutico para 'asegurarse' el suministro de vacunas contra el coronavirus.