.
GLOBOECONOMÍA

Además de vender activos en Brasil, Holcim y Lafarge podrían desinvertir en Ecuador

martes, 8 de julio de 2014
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Cinthya Ruiz Granados

Con el fin de crear el Grupo LafargeHolcim, los directivos de ambas compañías anunciaron que van a desinvertir en sus activos globales. De la Región, Brasil y Ecuador serían los países en dónde podrían vender, evitar una alta concentración del mercado y así cumplir con los requerimientos de los reguladores.

El anuncio de la fusión de las cementeras se dio el pasado mes de abril. Al conocerse la noticia, las entidades reguladoras del mercado condicionaron a Holcim y a Lafarge para que en los países en donde ellas tienen presencia su participación no sea monopólica y puedan operar. En el comunicado enviado por las compañías, sus presidentes consideran que las ventas de activos serán por US$6.810 millones en 10 países, pero no descartan incluir a otros.

En Brasil, las compañías presentarán un informe próximamente al ente regulador, Cade, en dónde propondrán cuáles son los activos en venta. Actualmente, Lafarge tiene 69 plantas en la Región y Holcim cuenta con 19 en Brasil.

Con respecto a desinvertir en otros países de la Región, uno de los que podría entrar en la propuesta de las empresas es Ecuador, en donde Lafarge tiene 21% de participación de mercado y Holcim 66%, lo que dejaría a la firma fusionada con una tajada de 87%.

José Miguel de la Calle, exsuperintendente de Industria y Comercio, asegura que “el análisis que se hace en una compañía para revisar si la desinversión es viable o no, es mirar los efectos positivos. En este caso, las ganancias son mayores”.

El motivo para solicitar una desinversión por parte de las autoridades es garantizar la capacidad de competencia de otros jugadores. “Los obligan a desinvertir en activos con capital productivo que incidan en sus niveles de ejecución”, agregó.

El impacto para Colombia de que se desinvierta en Brasil y Ecuador puede estar marcado por dos escenarios. “El primero es que llegue menos producto, menor variedad, o podrían desplazar la producción a Colombia y ahí prendería las alarmas en la autoridad nacional”.

Con la fusión, que se daría en 2015, la participación del Grupo en el mundo quedaría así: 50% en Europa, 37% en Estados Unidos y 16% en Latinoamérica, con presencia en 90 países y ventas proyectadas de US$44.000 millones.

Otras ventas de las cementeras en el plano global
Además de los mercados de Brasil y Ecuador, las cementeras Lafarge y Holcim realizarían una serie de ventas de activos de toda Europa, incluyendo todas las actividades francesas de Holcim y las de Lafarge en Alemania y Rumania. Las compañías dijeron que también buscarán compradores para operaciones en Austria, Hungría, Rumania, Serbia, Gran Bretaña, Canadá, Filipinas y Mauricio, entre otros. Las desinversiones propuestas representan alrededor de 10% de las ventas globales de las firmas.

Las Opiniones

José Miguel de la Calle
Exsuperintendente de industria y comercio

“El análisis que se hace en una compañía para revisar si la desinversión es viable es mirar efectos positivos. En este caso, las ganancias son mayores”.

Luis Aurelio Díaz
Gerente de constructora Oikos

“Esta fusión no genera ningún problema en la Región. Es buena para el mercado porque entran competidores más ágiles en sus despachos”.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE GLOBOECONOMÍA

Alemania 11/04/2024 El Banco Central Europeo mantuvo en un 4% las tasas de interés para la zona del euro

El tipo de interés se encuentra en su nivel más alto desde 1999, aún hay incertidumbre por futuro de la inflación que se desacelera

Rusia 12/04/2024 El metal ruso recibe sanciones, mientras Estados Unidos bloquea las entregas a LME

Recrudecen las sanciones en contra de Rusia, esta vez, prohíben entrega de nuevos suministros desde Rusia a la Bolsa de Metales de Londres

China 12/04/2024 Wall Street ve que el yuan volátil afectará este trimestre a los mercados emergentes

Reportes piden poner atención a la moneda china; este año, su ritmo le puede dar línea al alza o a la baja a las demás emergentes