.
HACIENDA Ahorrar… nunca dejar de ahorrar
viernes, 13 de agosto de 2021

La clave es tener mínimo un producto de ahorro, hoy existen varias opciones financieras que apoyan en la consecución del objetivo

Diana Ordóñez

El covid llegó de manera intempestiva, trajo consigo distintos retos en la salud pública de todos los países, que desde una política estructurada pero también llena de cambios inesperados, han venido reajustando su modelo apoyándose en la vacunación masiva para volver gradualmente a una nueva mejor normalidad, ya de por sí distinta a la que se presentaba a principios de 2020.

Con casi dos años de una pandemia retadora, las dinámicas económicas han cambiado. El acceso a las ayudas gubernamentales ha permitido que más colombianos se bancaricen, muestra de ello es el más reciente reporte de inclusión entregado por la Banca de las Oportunidades y la Superintendencia Financiera que a cierre de 2020 reveló que 87,8 % de los adultos colombianos (cerca de 32 millones de personas), contaban con algún producto financiero.
Asociado a esto, el mercado ha presentado altos niveles de liquidez, generando un crecimiento importante en los depósitos a la vista del sistema financiero que ha trabajado en mejoras digitales que redundan en las alternativas de ahorro que tienen los colombianos.

Datos compartidos por la Superintendencia Financiera dan fe de la importancia del ahorro para los ciudadanos, ya que entre mayo de 2020 y el mismo periodo de 2021, se registraron más de 4,8 millones de aperturas de cuentas de ahorro, debido a que el sistema pasó de 73,8 millones de estos productos en mayo del año pasado a 78,6 millones al cierre del quinto mes del presente año.

En este mismo periodo analizado, más de 3 millones de clientes nuevos estaban abriendo su primera cuenta y el saldo del monto ahorrado aumentó 20,2 %, ya que pasó de $70,3 billones en mayo de 2020 a $84,5 billones en el quinto mes de este año.

Con estas cifras como argumento, es muy importante comenzar a establecer acciones de educación financiera que permitan que los nuevos ahorradores entiendan la importancia de sus depósitos para conseguir sus metas a corto, mediano y largo plazo ya que el secreto para una vida financiera equilibrada es entender que todo toma su tiempo, que es necesario organizarse, y hacer un plan estructurado.

Si lo pensamos en términos del deporte mantener unas buenas finanzas no es como correr una carrera de 100 metros planos en donde tenemos que alcanzar la máxima velocidad; es más bien como una maratón, en donde la constancia y el trabajo diario nos acercarán a la meta. Así que no hay que lanzarse a correr sin sentido, es mejor entender y conocer nuestro ritmo y asegurarse de dar pasos firmes todos los días para lograrlos.

Cuando se entiende la importancia de organizar mejor nuestros gastos y evitar deudas innecesarias, surgen formas eficientes para acercarnos a nuestras metas financieras a través del ahorro. Por eso comparto dos recomendaciones.

Hay que prepararse para los imprevistos. En la vida no existe nada escrito ni garantizado y existen situaciones que se salen de control y demandan gastos que no estaban dentro de los planes. Frente a estos imprevistos, el ahorro siempre será el mejor salvavidas.

Acercarse a las metas financieras. Todos tenemos objetivos a corto, mediano y largo plazo, que nos brindan bienestar, satisfacción y motivan nuestro crecimiento personal y profesional. Desde la compra de un bien, una vivienda, realizar estudios o planear vacaciones.

Para ello es necesario diseñar un plan de ahorro que no interfiera con los gastos y obligaciones habituales. Para crearlo se puede establecer el monto de ahorro mensual según las metas. Por ejemplo, para tener la cuota inicial de una vivienda se puede ahorrar $400.000 mensuales y para una nevera nueva $40.000 cada mes. Lo importante es priorizar y ser constante.

La clave es tener mínimo en un producto de ahorro, hoy por hoy existen varias opciones financieras y más en este momento en donde la apertura de se puede hacer de manera digital, incluso, a cero costo. El éxito estará en decidirse por aquel que se acomode más a lo que necesitamos y que nos ofrezca la rentabilidad que deseamos obtener.