En el último trimestre, las ventas de la categoría donde se incluyen los 'wearables' se dispararon un 54%

Diario Expansión - Madrid

La compañía encuentra un nuevo motor de crecimiento que compensa el retroceso del iPhone. En el último trimestre, las ventas de la categoría donde se incluyen los 'wearables' se dispararon un 54%.

Apple demuestra que hay vida más allá del iPhone. Junto a los servicios -la gran apuestas de su consejero delegado Tim Cook-, la compañía ha encontrado en los wearables otro motor de crecimiento que puede compensar la caída de las ventas de su icónico móvil.

El tirón de productos como el reloj inteligente Watch y los auriculares inalámbricos AirPods está detrás del alza del negocio que Apple ha bautizado como Wearable, Home & Accesories, la categoría que más contribuyó al crecimiento de la tecnológica en el trimestre cerrado en septiembre. Los ingresos de este negocio -también se incluye el decodificador Apple TV, la gama Beats y los altavoces HomePod, entre otros- aumentaron un 54% interanual, hasta US$6.520 millones. En términos anuales, mueve US$24.500 millones, un 9% del total.

La compañía no desglosa ingresos por productos, pero los analistas coinciden en que el grueso corresponde al Apple Watch y los AirPods, productos que según estimaciones de Loup Ventures sumarán en 2019 ventas de US$17.600 millones.

El éxito de Apple en este terreno confirma su capacidad para crear un ecosistema de productos y servicios que fideliza a su base de usuarios. "Apple es excelente a la hora de atraer a sus clientes para que gasten más con la compañía, logrando que adopten nuevos productos y servicios más allá del iPhone, el Mac o el iPad", explica Francisco Jeronimo, analista de IDC.

Wall Street se muestra optimista, puesto que estos dispositivos están aún en su infancia, por lo que Apple tiene mucho margen para crecer. Tim Cook ha desvelado que tres de cada cuatro compradores de relojes Apple Watch son nuevos en esta categoría de producto. Loup Ventures estima que la base instalada es de 65 millones de unidades, menos de un 7% del parque activo de teléfonos iPhone, por lo que el negocio potencial para Apple en este ámbito es enorme. Así, los analistas de Loup Ventures ven factible que la penetración del Watch se triplique en los próximos años.

Aunque el Apple Watch arrancó con titubeos, ha ganado empuje en los últimos años. Loup Ventures estima que el reloj puede generar este año unos ingresos de US$10.800 millones, un 21% más, tras alcanzar unas ventas de 26 millones de unidades. El incremento se ha ralentizado -el año pasado se situó en un 35%-, pero aún así el segmento tiene el potencial de aumentar al 10-15% durante los próximos años. Morgan Stanley es más optimista, y baraja un crecimiento del 24% en el año fiscal 2020.

Airpods
Jim Suva, analista de Citi Research, señala en una nota a los inversores que los AirPods serán un éxito de ventas en Navidad. Loup Ventures prevé que Apple comercialice este año 50 millones de estos auriculares inalámbricos, que Cook ha definido como un "fenómeno cultural". Así, este gadget le puede reportar a la compañía de la manzana este año unos ingresos de US$6.800 millones, un 86% más, según esta firma de análisis, que prevé unas ventas de 50 millones de unidades, un 75 % más.

La condición de marca aspiracional ayuda a Apple en su estrategia de poner en el mercado productos de gama alta. Así, el precio medio de venta del Apple Watch se sitúa en US$406, y el de los AirPods en 137, según indica Loup Ventures.