Se escogieron cinco operadores, uno por cada área exclusiva de recolección.

Heidy Monterrosa Blanco - hmonterrosa@larepublica.com.co

En audiencia pública se adjudicó la licitación del nuevo modelo de limpieza y recolección de basuras de Bogotá. Las autoridades esperan que este servicio, que reemplazará el esquema implantado por el exalcalde Gustavo Petro, en 2012, inicie el 30 de enero.

La contratación del nuevo modelo es por $4,8 billones, el tiempo de concesión son ocho años y se adjudicó a cinco empresas, una por cada Área de Servicio Exclusivo (ASE) en que fue dividida la capital.

El operador encargado del ASE 1 (San Cristóbal, Usaquén, Chapinero, La Candelaria, Santa Fe, Usme y Sumapaz) es Promoambiental Distrito, que aporta $35.000 millones de utilidades, sus camiones son de color azul y garantiza una reducción de 11% en la tarifa desde mayo.

El encargado del ASE 2 (Ciudad Bolívar, Rafael Uribe, Puente Aranda, Tunjuelito, Antonio Nariño, Los Mártires, Teusaquillo y Bosa) es Lime, cuyo aporte en utilidades es $59.000 millones y sus camiones son rojos. Actualmente, esta empresa presta el servicio de aseo en la ciudad y reducirá la tarifa en 20,37%.

Otro de los operadores adjudicados es Ciudad Limpia, que presta el servicio de aseo en Bogotá actualmente y será el encargado del ASE 3 (Kennedy y Fontibón). Sus camiones son amarillos, aporta $34.000 millones en utilidades y reducirá la tarifa en 12%.

La ASE 4 (Engativá y Barrios Unidos) se le asignó a Promesa Sociedad Futura Bogotá Limpia, cuyos camiones son verdes, aporta $18.720 millones en utilidades y reducirá la tarifa en 4,78%.

Por último, la ASE 5 (Suba) le corresponde a Área Limpia, cuyos camiones son naranjas, su aporte en utilidades es $27.000 millones y reducirá la tarifa en 5,5%. El total de los aportes de recursos a la ciudad es $174.297 millones.

En los pliegos de la licitación se contempla que los concesionarios tienen la obligación de recoger los residuos no aprovechables, barrer, limpiar las vías y lavar las áreas públicas; cortar el césped, podar los árboles y transportar los sitios de disposición final.

Con esta licitación se moderniza la flota de camiones compactadores y barredoras mecanizadas, se garantiza el retiro de pendones, avisos y pasacalles ilegales; la remoción de grafitis, la limpieza del mobiliario urbano, y la renovación de las canecas, considerando a los fumadores y a los propietarios de mascotas. Además, los operadores tienen prohibido recoger los materiales aprovechables que son exclusivos de los recicladores.

Las empresas ganadoras fueron escogidas por el comité de la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (Uaesp), que evaluó los requisitos legales, técnicos y financieros; la oferta económica, la propuesta hábil, la calidad y el apoyo a la industria nacional.