.
ECONOMÍA

Plazas de mercado tienen quien las quiera

domingo, 1 de septiembre de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Hernán Dario Correa

De las 64 plazas de mercado existentes en la ciudad 19 son públicas, y según el Acuerdo 257 de 2006 están a cargo del Instituto para la Economía Social (Ipes) como entidad adscrita a la Secretaría Distrital de Desarrollo Económico con personería jurídica, autonomía administrativa y patrimonio propio.

Están ubicadas en las localidades de Santafé, Candelaria, San Cristóbal, Ciudad Bolívar, Tunjuelito, Antonio Nariño, Mártires, Kennedy, Fontibón y Engativá, y  sus zonas de influencia son de orden vecinal, de localidad, inter-locales, distritales e incluso de orden regional (la plaza de las hierbas, Samper Mendoza), con oferta permanente de los treinta productos de la canasta básica, más productos de consumo vital como artesanías, vestuario y comidas populares en sus zonas de cocina o de restaurantes. De ellas  tres son patrimonio arquitectónico de Bogotá (Perseverancia, Concordia y Cruces, como que fueron creadas a inicios del siglo XX (década del 20 y el 30), y todas espacios de patrimonio cultural inmaterial relacionado con productos e identidades campesinas y gastronómicas de la biodiversidad natural y cultural colombiana, marcando un modelo de abastecimiento y de comercio popular que aún es crucial en la ciudad, como que garantizan la accesibilidad de alimentos a los sectores populares (87% de la población) merced a los relativamente bajos precios, diversidad de calidades y tipos de alimentos de la canasta básica, y un modelo de negocios directo donde se privilegia la demanda específica de los clientes, generalmente  vecinos de las plazas, y sus expectativas cambiantes según oportunidades de los ciclos y temporadas de la producción campesina, al contrario de otros espacios de distribución capilar como tiendas, cadenas de “fruvers”, supermercados y grandes superficies.
 
En tal sentido, las plazas son al mismo tiempo hitos urbanos, espacios de entre cruzamiento e intercambios de saberes en torno a los productos alimenticios y campesinos, así como espacios y bienes de uso público alrededor de los cuales se articulan las redes sociales de más de 1.200 barrios, en tanto escenarios de la reproducción social básica directa de alrededor de 3.500 familias (generan empleo e ingresos directos de 20.000 personas, y benefician aproximadamente a 40.000 familias consumidoras que las visitan diariamente, con especial protagonismo de mujeres, más campesinos de alrededor de 150 municipios vinculados directamente con ellas; y factores de articulación de la economía popular con la economía consolidada, especialmente a través de sus graneros y puestos de distribución de bienes alimenticios manufacturados (40% de la canasta básica). Por ello se constituyen en verdaderos factores de la soberanía y la seguridad alimentaria bogotana y de la región central del país, como espacios de articulación directa de las economías campesina y popular urbana, e hitos de la desagregación de oferta alimenticia desde Corabastos hacia las localidades de la ciudad. 
 
Actualmente el Instituto para la Economía Social (Ipes), por mandato del Plan de Desarrollo Bogotá Humana, se ha propuesto recuperarlas dentro de los programas de apoyo a la economía popular,  y de soberanía y seguridad alimentaria, bajo criterios de los tres ejes:  inclusión social, adaptación al cambio climático, y defensa de lo público,  en perspectiva del  cambios de modelo de ciudad y de desarrollo, con base en planes de acción que contienen tres componentes básicos de gestión: Gobernanza (administración, manejo y transformación de conflictos, participación comunitaria y social, etc.), viabilidad económica de cada plaza como tal, a partir de la factibilidad económica de sus sectores y de cada una de sus unidades productivas, garantizando el acceso al crédito de sus empresarios populares, sorteando el agobio del vigente sistema usurario del gota a gota, y apoyando la elaboración y mejoramiento de planes de negocios; y mantenimiento y adecuaciones de sus plantas físicas; bajo la perspectiva general de proyectarlas como escenarios económicos, sociales, culturales y turísticos, a partir de sus enormes potencialidades actuales. 
 

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE ECONOMÍA

Hacienda 13/04/2024 Incertidumbre por la refinanciación de la deuda con el Fondo Monetario Internacional

Analistas financieros expusieron sus preocupaciones por propuesta del gobierno para renegociar deuda con el FMI a largo plazo

Hacienda 11/04/2024 Gobierno estudia un plan diferencial para el alza de los precios del diésel a camiones

El ministro Ricardo Bonilla dijo que se está analizando un método para excluir a los vehículos de transporte masivo y de alimentos

Hacienda 12/04/2024 "El fantasma de recesión pasó a segundo lugar, ahora llega proceso de reactivación"

El ministro de Hacienda Ricardo Bonilla, hizo énfasis en las deudas que asumió el Gobierno en 2020, lo que limita inversiones