Esto, con el objetivo de mitigar los eventuales cierres de operaciones y las pérdidas de ingresos que -aseguran- pueden generarse en este sector durante el aislamiento preventivo

Salomón Asmar Soto - sasmar@larepublica.com.co

En una carta remitida a la Presidencia y a los ministerios de Agricultura y Comercio, Industria y Turismo, la Federación Nacional de Cultivadores de Palma de Aceite (Fedepalma) pide que se tomen “medidas de carácter extraordinario” que permitan a esta agroindustria enfrentar la coyuntura económica y de salubridad nacional ocasionada por la llegada del Covid-19 a Colombia.

Esto, con el objetivo de mitigar los eventuales cierres de operaciones y las pérdidas de ingresos que -aseguran- pueden generarse durante el aislamiento preventivo.

“Con ocasión de la pandemia del COVID-19, nos preocupa como sector la continuidad para seguir trabajando en los 161 municipios y 21 departamentos de las zonas rurales del país donde opera nuestra agroindustria. En la evaluación de riesgo que tenemos vemos que el sector se encuentra en pico de producción de fruta y de aceites, mientras los mercados para nuestros aceites de palma están enfrentando diversas situaciones que se traducen en una menor demanda y una menor fluidez”, dice la carta, firmada por el presidente ejecutivo de Fedepalma, Jens Mesa, y por la presidente de la junta directiva, María del Pilar Pedreira.

Según información de Fedepalma, en lo que corresponde al mercado local, “la demanda de combustibles podría reducirse en más de un 50%, dependiendo de cuánto se prolongue el periodo de aislamiento, lo cual también reduce el consumo de biodiesel y, por ende, de aceite de palma”.

En lo que tiene que ver con la actividad de exportación del sector, desde Fedepalma denuncian que ías operaciones se vienen llevando a cabo más lentamente y los mercados a los cuales se dirige el grueso de las exportaciones de aceites de palma, como el europeo, epicentro de la emergencia sanitaria del Covid-19 en el mundo, están empezando también a tener una menor demanda.

El sector palmero colombiano cuenta con una capacidad de almacenamiento de aceites en plantas extractoras del orden de 152.000 toneladas, equivalentes a 30 días de producción promedio; y en puertos es cercana a 120.000 toneladas.

Por su parte, la producción de aceites de palma en estos meses del año está sobre las 180 mil toneladas mensuales y el uso de la capacidad de almacenamiento de aceite ya estaría alrededor del 66%, con lo cual, indican, “estaríamos a semanas y en algunos casos a días de que muchas plantas extractoras se vean obligadas a parar”.

“Requerimos apoyo urgente del Gobiemo Nacional para aliviar la comercialización de los aceites de palma colombianos y evitar que muchas operaciones palmeras tengan que parar”, concluye el documento.

Carta Fedepalma 060420_compressed