De acuerdo con el Dane, este resultado fue posible gracias al repunte de las ventas externas de combustibles y productos de industrias extractivas

Adriana Carolina Leal Acosta

En enero pasado las ventas externas del país sumaron US$3.423,7 millones, lo que significó un aumento de 11,7% en comparación con el mismo mes de 2019. Este resultado, según el Dane, se explicó principalmente por el crecimiento de 27,2% en las exportaciones del grupo de combustibles y productos de las industrias extractivas.

De hecho, la participación de este último segmento fue de 60,9% del total, en el que se exportaron 18,3 millones de barriles de petróleo crudo, lo que representó una caída de 1,5% frente a enero de 2019.

En segundo lugar se ubicaron las manufacturas, con 16,1% de la participación y ventas por US$551,3 millones. Sin embargo, este grupo presentó una variación de -17,2%, frente a enero de 2019.

En tercer lugar estuvieron los productos agropecuarios, alimentos y bebidas, con 19,7% de la participación y US$676 millones. Este grupo presentó un crecimiento de 5,4% en ventas comparado con enero de 2019, cuyo comportamiento se explicó principalmente por el aumento en las exportaciones de bananos (incluyendo plátanos) frescos o secos (38,8%) que contribuyó con 5,3 puntos porcentuales a la variación del grupo.

En cuanto a los 'otros sectores', la participación fue de 3,2% y su facturación que llegó a US$110,2  millones, cayó 7% frente al mismo mes de 2019, lo que se debe a la disminución en las ventas de oro no monetario que sumó -6,8 puntos porcentuales a la variación del grupo.