Según el mercado, el cierre en la vía al llano continúa impactando el precio de los alimentos

Laura Lucía Becerra Elejalde - lbecerra@larepublica.com.co

El Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane) reveló ayer el resultado de la variación del Índice de Precios del Consumidor (IPC) para julio, el más alto del año, y el cual se vio impulsado particularmente por el efecto de los alimentos de acuerdo con los analistas. El mercado ubicaba a la inflación de julio en un promedio de 3,74%, en línea con el comportamiento al alza que se había visto en los último meses.

Según Diego Camacho, director de investigaciones de Ultraserfinco, “sigue pesando el grupo de alimentos, que recoge una variación que está por encima de lo que se observa normalmente en este mes, también elementos como el incremento del precio de los combustibles y algunos asociados con la devaluación que hemos observado a lo largo del año como es el costo de los vehículos”. Para Utraserfinco, la variación mensual se proyectaba en 0,28%, lo que hubiese llevado a la inflación anual a 3,85%.

Con esta postura coincidía Wilson Tovar, jefe de investigaciones económicas de Acciones y Valores. De acuerdo con el analista, un elemento fundamental en el alza de los alimentos en julio tiene que ver con que se mantiene el cierre en la Vía al Llano, lo cual se suma a que el año pasado el dato de inflación mensual de julio se situó en números rojos.

“Los precios se mantuvieron muy cercanos a los del mes anterior, lamentablemente todavía no hay una fluidez en los alimentos que vienen de los Llanos Orientales como para permitir una reducción adicional, no se ha normalizado el abastecimiento y eso sigue generando sobrecostos”, aseguró Tovar.

LOS CONTRASTES

  • Wilson TovarJefe de investigaciones económicas de Acciones y Valores

    “Vamos a remplazar un dato negativo este año. El año pasado vimos una caída en alimentos que no vemos este mes por la vía al Llano. Esto no permitió que el precio de los alimentos bajara más”.

  • Sergio OlarteEconomista jefe de Scotiabank Colpatria

    “El año pasado los precios de los alimentos fueron muy bajitos, por eso cualquier número positivo va a ser alto. Adicionalmente, la gasolina subió 1% en julio, eso también le pega al dato”.

Sergio Olarte, economista jefe de Scotiabank Colpatria, entidad que proyectaba una variación de 0,20% mensual y 3,77% anual, destacó que “el año pasado los precios de los alimentos fueron muy bajitos, por eso cualquier número positivo va a ser alto”.

Según Olarte, “el clima no está ayudando, y la carretera a Villavicencio está permeando en capitales que sí pesan en el índice como Bogotá, que pesa cerca de 40%. Si se da un aumento en el Meta no tiene tanto peso como si suben en Bogotá, donde se nota mucho más”. El economista también señaló el impacto en la inflación que tiene la gasolina, que subió 1% en julio, y que por el contrario el año pasado había bajado.

Por otro lado, Felipe Espitia, analista macroeconómico de Alianza Valores, sostuvo que otro de los efectos que impactaron en julio tiene que ver con “la devaluación cambiaria que hemos visto desde la segunda parte del año pasado”, la cual se está comenzando a materializar en los precios. De acuerdo con Espitia, este mismo efecto se vio reflejado también en los datos de mayo y junio.

Germán Cristancho, director de investigaciones de Davivienda Corredores, señaló que si bien desde la entidad se tiene una proyección superior para agosto, el de julio es el más alto en lo que va del año.

Analistas destacan efecto estadístico de la inflación de julio del año pasado
Uno de los puntos que refieren los analistas es el hecho de que el año pasado el dato mensual de julio se situó en -0,13%, lo que llevo a la inflación anual a entregar un resultado de 3,12%. De acuerdo con Tovar, estadísticamente existe un efecto base, por lo que “no se está haciendo una lectura de que la inflación esté incrementando al alza, sino un tema de base estadístico que debería depurarse en el cuarto trimestre”. Por ello, el analista asegura que la expectativa para este mes está por encima del promedio mensual histórico, que sería de 0,13% o 0,14%.