Entre los lugares que ofrece ese país, destacan Cabo Polonio, Laguna de Rocha o Villa Serrana, en Uruguay

Ana María Sánchez - amsanchez@larepublica.com.co

Una de las tendencias en turismo que está ganando terreno en las preferencias de las personas es el astroturismo o turismo astronómico. Esta modalidad es considerada como una actividad tanto lúdica como científica, pues las personas no solo se divierten, sino que también le dan valor a diversos recursos naturales, culturales, de paisajes y de elementos patrimoniales. Es una opción vinculada a la ciencia que estudia los cuerpos celestes del universo como planetas, satélites, cometas, estrellas, entre otras.

Si ya contempla el astroturismo como un destino para sus próximas vacaciones, Uruguay cuenta con varios rincones de cielos nocturnos limpios, sin contaminación lumínica, características que necesaria para poder disfrutar del astroturismo.

Entre los lugares que ofrece ese país, destacan Cabo Polonio, Laguna de Rocha o Villa Serrana, entre otros, que resultan emblemáticos por las características de su cielo, apetecidos por los amantes del astroturismo, quienes buscan lugares despejados y en calma para observar los astros.

LOS CONTRASTES

  • Trinidad RodriguezGerente de comunicaciones del Ministerio de Uruguay

    “Este tipo de turismo brinda la posibilidad de vivir una experiencia única con la naturaleza. En cualquier lugar de Uruguay hay un cielo por descubrir ”.

Aunque existen estos destinos turísticos especializados para este tipo de turismo, no debe irse tan lejos para tener una experiencia con los astros. Guías turísticos aseguran que en algunas zonas del país es posible hacerlo. Solo debe buscar un lugar con muy poca densidad poblacional, y que a su vez tenga una huella de carbono reducida. Estos lugares se pueden encontrar en blogs de astroturismo, foros o en grupos de aficionados al tema.

Este opción propicia además espacios de aprendizaje, pues si se realiza constantemente, se puede profundizar en conocimientos del sistema solar, las posiciones, las estaciones, y hasta poder guiarnos gracias a las estrellas.

El ejercicio de admirar los astros se puede ver en compañía de una carpa y una fogata. Sin embargo, existen lugares que ya adecuan espacios para la observación de las estrellas y los planetas como explanadas para instalar los telescopios y otros pequeños observatorios.

Otra de las ventajas que tiene este tipo de turismo es el precio, pues no requiere de una gran inversión, y aunque los equipos de astronomía son costosos, la vista al desnudo también es una buena herramienta. Se puede utilizar unos prismáticos o un telescopio casero.

Una de las recomendaciones que dan los encargados de lugares especializados del astroturismo, es que las personas deben tener conciencia ambiental, pues la práctica de este turismo se realiza en lugares como bosques, lagos, y montañas. El interés por la astronomía le hará disfrutar aún más la estancia en este tipo de lugares.