Analistas

El DirCom en el nuevo contexto (1)

GUARDAR

Durante esta semana se desarrolla el Congreso Iberoamericano DirCom en Quito- Ecuador, evento organizado por la UDLA en colaboración con Joan Costa Institute, con universidades de México, Brasil, Perú, Universidad Abat Oliva de España, Pontificia Universidad Javeriana de Colombia, vinculadas a la formación del DirCom, y con el apoyo de la Red DirCom Iberoamericana.

El papel del DirCom es relevante y transcendental para la gestión de las organizaciones ya que puede marcar la diferencia en su competitividad, productividad y en cómo construye credibilidad y confianza. Por ello en esta columna quiero retomar el concepto inicial dado por Joan Costa hace más de una década y compartir algunos de los aspectos que expondré en Quito.

Joan definió el DirCom como: “La Dirección de Comunicaciones es una dirección central única. Lleva a cabo una visión y una responsabilidad de conjunto sobre las comunicaciones en y de la empresa, coordinadas con la estrategia general y los objetivos del negocio. (… ) La Dirección de Comunicación tiene una misión estratégica en el plano comunicacional/relacional dentro de la estrategia general de la empresa y en los asuntos importantes además de tener una responsabilidad directa sobre la Imagen Corporativa.”

Este concepto es lo que hemos promovido desde que fundamos la Red DirCom, y buscamos que las organizaciones tengan una mirada integradora de la comunicación en búsqueda del fortalecimiento de sus relaciones con todos los grupos de interés y de la interrelación con su entorno. A partir de esta visión hemos movilizado cambios en la formación y la gestión comunicacional en las organizaciones.

El camino recorrido ha tenido frutos pero aún falta generar más conciencia en los directivos de las organizaciones, pero también en los gestores de la comunicación. Por ello, se ha propiciado este congreso para continuar con la reflexión y revisar los nuevos retos del DirCom en el contexto actual. 

Mi aporte en este congreso a esta reflexión, será llamar la atención en tres características de nuestro contexto actual que requieren de gestión de los DirCom para continuar avanzando en la comunicación estratégica. Estas características son: el individualismo, la hiperconectividad y cambios de velocidad del contexto.

De estos tres aspectos presentaré algunas consecuencias que están acarreando para las interrelaciones y la gestión comunicacional de las organizaciones y también algunas propuestas para su abordaje.

El primer aspecto el individualismo frena las relaciones y sus valores asociados como la solidaridad y una habilidad fundamental como el trabajo en equipo; lo cual conlleva a una desarticulación organizacional y con la sociedad. 

La hiperconectividad ha generado paradojas como que entre más conectados, más desconectados; llevándonos a tener menos capacidad de escucha y deshumanización de la comunicación. Y los cambios de velocidad del contexto con aceleración y desaceleración, que llevan a las organizaciones a que sean flexibles, conocedoras del entorno; y es por ello que se requiere tener una migración de planes a modelos, pasar del plan entendido como lista de tareas secuenciales a estructurar modelos con metodologías de gestión adaptables a contextos dinámicos. 

Estas tres características plantean retos para el DirCom en su formación y en la manera como da respuestas urgentes pero efectivas y sostenibles. En la próxima columna les compartiré temas tratados en este congreso, encuentro de expertos en comunicación, amigos, y colegas apasionados por transformar realidades en procura de una mejor calidad de vida y una mejor sociedad.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés