Analistas

¿Hacia dónde va el dólar?

GUARDAR

La semana que termina registra un aumento de la tasa de cambio por encima de la barrera de $2.700, algo que no sucedía en nuestro país desde hace 11 años. Ayer tuvimos, por ejemplo, una TRM de $2.713,43. Como expliqué en mi columna anterior titulada “Grexit” es posible que lleguemos a observar jornadas por encima de $2.850 este año y en algún momento de 2016 el techo de $3.000 (ver columna 1). Mi argumento es que ante la tensión de la economía mundial, la debilidad del euro (que tiene a otros países con dificultades similares a Grecia) y cierto nivel de incertidumbre, la moneda refugio se vuelve el dólar, al igual que los lingotes de oro, lo que genera una natural apreciación del activo, por ende una devaluación de nuestra moneda.

La tasa de cambio en el día a día se mueve por diferentes variables, unas técnicas, noticiosas, otras emocionales y especulativas. Sin embargo, el comportamiento en el largo plazo es que los fundamentales de la economía se imponen. En el caso de las divisas, el diferencial de tasas entre una economía y otra dicta la tendencia. Si un país decide bajar mucho sus tasas de interés con respecto a las tasas de otro país, el cambio entre ambas monedas se ve afectado naturalmente por aquellos inversionistas que toman crédito barato en un mercado y lo invierten en el caro. Esa es la naturaleza global de la devaluación. Cuando hay tasas similares en ambos países, la devaluación se da por impulsos macroeconómicos y decisiones políticas.

Tuve la oportunidad de hablar con analistas de bolsa y economistas de las principales bancas de inversión y la mayoría ve un futuro devaluacionista. En promedio los analistas del mercado observan un rango de tasa de cambio para los próximos 18 meses entre $2.500 y $2.800 con mucha volatilidad en el día a día. Pero no todas las voces son de expectativa alcista. Ayer en un foro que tuvo lugar en Bogotá, se presentaron los análisis de Ana Fernanda Maiguashca, codirectora del Banco de la República; Armando Montenegro, representante de BTG Pactual Colombia; y Andrés Pardo, director ejecutivo de Investigaciones Económicas de Corficolombiana. Maiguashca y Montenegro se mostraron prudentes y con análisis serios y objetivos. 

La explicación de Andrés Pardo sorprendió, ya que puede ser una de las primeras voces autorizadas en ir en contravía de la tendencia al alza para este y el próximo año de la tasa de cambio. Pardo anticipa un rebote parcial, y posiblemente significativo del precio del petróleo. Para los próximos meses, según sus cuentas, los problemas de falta de Capex o inversión en capital de las grandes compañías petroleras del mundo se van a ver reflejados en los niveles de producción que podrían crecer, pero nunca al ritmo de la demanda mundial. El caso lo vivimos en Colombia con Ecopetrol y Pacific Rubiales que difícilmente crecerán en términos de oferta. 

Al centrar el análisis en producción de petróleo no convencional (fracking) en EE.UU., se puede observar que es el principal responsable del exceso de oferta en el mundo. Las empresas que producen a unos costos no convencionales sólo seguirán siendo rentables si el petróleo vuelve a niveles de US$60 – US$70 por barril. Este solo efecto debe generar un impacto positivo para el peso, ya que es bien conocida la correlación negativa entre precio del dólar y el del barril de petróleo. (Ver Estudio 2)

Por último, analizó el ingrediente de la política monetaria y decisiones que aumentan la volatilidad cambiaria: viene la normalización de tasas de interés en EE.UU. y un mayor estímulo monetario que están otorgando otros grandes bancos centrales liderados por el Banco Central Europeo y el Banco Central de Japón. Todo esto indica, según Pardo de Corficolombiana, que la tasa de cambio podría no solo mantenerse en los niveles actuales sino eventualmente se ubicaría inclusive por debajo de los niveles de $2.400. Como pueden ver hay análisis hacia todos los lados, con volatilidad garantizada.
 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés