.
ALTA GERENCIA Horas extra por contestar el correo por la noche
martes, 2 de junio de 2015
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Ripe

Según una encuesta realizada por el Centro de Investigación Pew, alrededor de 44% de los usuarios de internet habitualmente realizaron tareas laborales fuera del lugar de trabajo el año pasado, sobre todo con smartphones y otros dispositivos. Casi la mitad de los trabajadores encuestados dijeron que hacían mejor su trabajo con la tecnología digital, pero 35% señalaron que con esta tecnología trabajaban más horas.

En Estados Unidos, trabajadores ya han presentado varias demandas porque sus compañías esperan que trabajen horas extras no remuneradas con sus smartphones u otros dispositivos. El número de demandas aún es pequeño, pero abogados dicen que si los jueces se muestran favorables a los demandantes y se cambian las leyes laborales (como está previsto), podrían presentarse muchas más.

Según la ley federal estadounidense, los trabajadores que ganan más de US$23.600  al año o más de US$455 a la semana no pueden cobrar horas extras.

Este mes el Departamento de Trabajo ha presentado una propuesta a la Oficina de Gestión y Presupuestos para incrementar el límite salarial. Si la oficina la aprueba puede que se convierta en ley en el verano, por lo que muchos más millones de estadounidenses podrían cobrar las horas extras. Según los analistas, el nuevo límite podría ser de unos US$50.000 al año. “Las personas que ganan menos de US$30.000 al año normalmente no tienen trabajos que requieran laborar a distancia con ordenadores portátiles o dispositivos móviles, pero las que ganan más de US$55.000 están habituados a hacerlo”, dice Paul Lukas, abogado del bufete Nichols Kaster de Minneapolis.

En 2009 un grupo de vendedores de T-Mobile USA presentó una demanda a la empresa porque les dio BlackBerrys y otros dispositivos para que trabajasen con ellos de 10 a 15 horas extras a la semana contestando a correos electrónicos y SMS de clientes. También dijeron que tenían que dar a los clientes sus números de teléfonos móviles para que pudieran contactar con ellos a cualquier hora del día. En 2010 T-Mobile pagó una suma no revelada a los vendedores para llegar a un acuerdo fuera de los tribunales.

Por ejemplo, para que los empleados de Volkswagen en Alemania que no son directivos no trabajen extras a distancia y la firma no se vea en problemas, no reciben mails de la firma entre 6:15 P.M. y 7 A.M.