Las gerencias sénior se enfocan en el bienestar empresarial y en ayudar a los empleados a comprender el significado detrás del trabajo

María Alejandra Ruiz Rico - mruiz@larepublica.com.co

LOS CONTRASTES

  • Profesor de la FelicidadAndrés Ramírez

    “El gerente de felicidad no es el responsable de la estabilidad de una empresa, este es un rol estratégico de diseño de herramientas de una cultura organizacional”.

  • Paola PulgarínAssociate Partner dePage Executive

    “Mientras más gerencia sénior tenga una empresa, en teoría, podrá arrojar más ideas al CEO y responder a ellas. Las nuevas gerencias pueden tomar el control de ideas

El puesto surge de la necesidad de simplificar y hacer más productivos cada uno de los procesos internos.

Y es que la tecnología ha generado que las economías y el conjunto de habilidades humanas evolucionen más rápido que nunca, trayendo como consecuencia natural el auge de gerencias sénior.

Estos puestos directivos se explican por la tendencia de explorar nuevas funciones ejecutivas que, independientemente de cualquier nombre que reciban, son solo una forma para que las empresas recuerden que deben ser más humanas y acelerar el flujo de ideas.

Paola Pulgarín Associate Partner de Page Executive, la firma que hace parte de PageGroup aseguró que, muchos de estos puestos se relacionan con áreas específicas del negocio, lo cual no quiere decir que estén enfocados como antes a experiencias del cliente, ni que sean concretamente puestos en el área digital o de información.

En este sentido, el director de la Felicidad (CHO) es uno de estos nuevos roles, que se caracteriza por ser inspirador, líder y práctico.

Sin embargo, el CHO no es aquel que hace reír a los colaboradores todo el tiempo, es un gerente de proyecto que planea iniciativas tales como: capacitaciones, eventos, celebraciones y actividades que ayuden a la gente a entender su propósito dentro de la organización, especialmente en una era donde los millennials componen la mayoría de la fuerza de trabajo.

De acuerdo con Alexander Kjerulf, fundador y director de la Felicidad en Woo- Hoo Inc: el rol del director de la Felicidad está fundamentado en una realidad, la de atraer y retener el mejor talento dentro de las compañías, a partir de la buena experiencia de sus trabajadores. Las emociones positivas dirigen la lealtad del empleado mejor que las tácticas de retención. “Básicamente si el trabajo los hace felices permanecerán más tiempo, aun cuando puedan irse por un mejor salario a cualquier otro lado”, explicó el experto.

Las gerencias séniores, en donde se destaca el director de la felicidad, son puestos que fueron creados especialmente para ayudar a acortar brechas en las compañías, integrar canales de comunicación y hacer que se mantenga el trabajo interdisciplinario y haya más liderazgo.