El proyecto “Medio Ambiente, más allá de lo visible” trabaja a través de talleres sensoriales temas como el uso racional del agua.

Ximena González - xgonzalez@larepublica.com.co

Con el objetivo de sensibilizar en materia medioambiental a personas con discapacidad visual, y promover el intercambio cultural, instituciones de España, Colombia y República Dominicana están desarrollando el proyecto “Medio ambiente más allá de lo visible”.

Esta iniciativa es fruto de la alianza entre la Fundación Ecológica Tropical (Fundetrop) de República Dominicana y la Red Nacional de Jóvenes de Ambiente Nodo Valle de Colombia, en el marco del programa Travesías del Organismo Internacional de Juventud para Iberoamérica (OIJ). Su objetivo es el de superar las barreras físicas y de comunicación de los materiales formativos en temas medioambientales destinados a personas con habilidades visuales diversas e incentivar la inclusión.

En ese sentido, el proyecto se enfoca en la educación ambiental para personas con discapacidad visual, donde a través de talleres sensoriales buscan que las personas no videntes sean agentes activos para la protección medioambiental y el desarrollo sostenible.

Las actividades de la segunda etapa de este proyecto están pautadas para desarrollarse desde el próximo lunes 17 hasta el 20 de junio en la Biblioteca Departamental Jorge Garcés Borrero de Cali, con la visita de una integrante de Fundetrop.

En esta jornada se ejecutará el ciclo de talleres para la comunidad con limitación visual en los que podrá participar cualquier persona que tenga dicha discapacidad.

Dentro de las temáticas que se tienen programadas para estos cuatro días están: acceso y uso racional del agua, fauna y flora; adaptabilidad ante al cambio climático; tratamiento de residuos sólidos, y el impacto de la disminución de la cobertura boscosa.

El cambio climático y las diferentes prácticas de consumo y producción están deteriorando progresivamente el planeta tierra, por ello, desde diferentes frentes en Colombia se han creado estrategias para combatir los efectos de este fenómeno. Por esta razón en los últimos años las personas con habilidades visuales diversas, de forma autónoma y organizada, demandan cada vez más actividades de sensibilización, pues se evidencia la necesidad de aportar al fortalecimiento de las herramientas pedagógicas de quienes se dedican a la educación ambiental.

Según dijo Milagros Méndez, vocera de la Fundación Ecológica Tropical, esta iniciativa es un espacio para transformar a personas con discapacidad visual en agentes activos para la protección medioambiental y el desarrollo sostenible”.