.
ANALISTAS China: ¿en crisis financiera?
martes, 16 de julio de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Recientemente fuimos testigos de una señal preocupante en China: el 20 de junio de 2013 la tasa interbancaria subió a 25%. Aunque el banco central chino salió calmando los ánimos diciendo que las cosas están bajo control, la preocupación no desaparece. 
 
Y hay razones para estarlo. El crédito ha aumentando más rápido que el crecimiento económico del país. A nivel privado, este aumentó de 140% del PIB en diciembre del 2008, a 193% en diciembre del 2012. 
 
Este crecimiento del crédito pudiera alimentar burbujas. Hay preocupación de que el mercado de bienes raíces este súper inflado, especialmente en las ciudades costeras, por los años de mucha inversión. También hay preocupación en el nivel de endeudamiento de los gobiernos locales y proyectos de infraestructura apoyados por el estado y de que este crecimiento del crédito esté alimentado por la banca informal -“shadow banking”. La agencia de calificación Fitch estima que el 36% del total de préstamos están otorgados por la banca informal. El mercado estimado es de US$5,5 billones de dólares. 
 
¿Por qué surge la banca informal? Surge de dos necesidades: pequeños negocios que quieren satisfacer la demanda interna y gozar de la prosperidad. Ante la demanda, los negocios necesitan micropréstamos que no le dan los bancos formales por ser muy pequeños para su cartera. 
 
Por el otro lado, tienes a los ahorristas -la tasa de ahorro está cerca de 25%, uno de los más altos del mundo-que buscan mayor rendimiento ante lo poco que pagan los bancos formales. 
 
Con estas dos fuerzas se han creado más de 6000 micro-prestamistas que cobran 20-24% de interés por préstamos a corto plazo -menor a un año. ¿La preocupación? Falta de transparencia para saber su estado real. Si hay criticas sobre la transparencia de la banca formal en China, más dudas hay sobre la informal. ¿Cuán alto es el nivel de morosidad? ¿Qué pasa si hay una corrida por falta de pago? ¿Qué efecto tendrá en los ahorristas?  
 
Ante esta incertidumbre en el crédito interno se habla de dos posibles escenarios: que se repita la crisis asiática de 1997 donde la pérdida de confianza en los países asiáticos hizo que los inversionistas sacaran su dinero afectando las economías que dependían de estas inversiones. El contra argumento es que esto no pasaría en China porque tiene un control de capital en los bancos muy estricto que hace más difícil la salida de capital. Además, los $3,4 billones de dólares que tienen en reservas internacionales es suficiente para defender el valor del yuan y llenar el sistema ante cualquier salida de dinero.  
 
O que se repita Lehman Brothers en 2008. La que fuera una sólida institución no fue suficiente para que otros bancos e inversionistas comenzarán a dudar del valor de sus activos y su capacidad de pago. En septiembre 15 del 2008, Lehman se declaró en bancarrota creando un pánico en la bolsa, la gente comenzó a vender las acciones y buscar seguridad desencadenado la crisis financiera. ¿Contra argumento? Las mayores instituciones financieras están en manos del gobierno. Sus ejecutivos son elegidos por el partido comunista, contrario a Estados Unidos donde la banca es privada obligando al gobierno a reunir a cada banquero, a incentivarlo y convencerlo que preste a otro. En China este no es el caso.  
 
Algunos aplauden la acción del banco central de china de subir la tasa interbancaria. Para ellos, el gobierno esta enviando un mensaje claro de que no quiere que la banca se descontrole con el crédito. Pero, y ¿si ya se descontroló? 
 
Esa es la pregunta que no tiene clara respuesta.
 
Toma nota.