Los licores más exclusivos que se pueden comprar en el mercado local tienen precios que van hasta los $25 millones en whisky

Margarita Coneo Rincón - mconeo@larepublica.com.co

La industria licorera en Colombia tiene dos fuertes, los aguardientes y los rones; dos líneas entre las que se pueden contar algunas marcas reconocidas como Dictador, uno de los referentes internacionales de la producción nacional por su calidad y proceso de elaboración en Cartagena.

Sin embargo, el mayor consumo en Colombia de licores premium no se centra en estos dos tipos de tragos, sino en el whisky, principalmente en los que son tipo blended, es decir, que vienen de diferentes tipos de destilerías y casas productoras. Entre este tipo de tragos se cuentan los Chivas Regal o el Old Parr con 40 tipos de maltas, entre otros referentes.

LOS CONTRASTES

  • Juan Camilo MárquezGerente General de Idilio y Socio de Sibaritas Club 93

    “Una ginebra nunca va a ser tan costosa como un whisky porque no se añeja; lo mismo pasa con un ron. Sin embargo, hay algunas muy buenas que tienen procesos realmente innovadores de destilación”.

  • Juan Pablo JiménezDirector de recursos en Latinoamérica de Pernod Ricard

    “El mercado ultra premium prestige en Colombia se mueve de manera muy importante, sin embargo, hay un grueso de licores como el whisky que se mueve mucho más que otros licores importados”.

“El mercado de licores en Colombia se mueve en varios segmentos, hay primero uno muy fuerte en consumo de cervezas, luego otro en licores nacionales donde está el aguardiente y luego los licores importados que tienen marcas importantes como Chivas Regal, Something Special, Absolut y otras marcas de ginebra que también son fuertes”, aseguró Juan Pablo Jiménez, director de recursos en Latinoamérica para Pernod Ricard, una de las principales casas importadores de licores.

Ahora bien, para comprar un trago de categoría premium es de gran importancia que se tengan en cuenta aspectos como “el tipo de trago, se debe saber si es un destilado o un añejado; en el caso de los vodkas y ginebras los más top son hechos en alambiques de cobre y en los whisky las barricas son claves”, agregó Juan Camilo Márquez, socio de Sibaritas Club 93.

En cuanto a los productos nacionales, en Colombia se están trabajando licores de excelente calidad, que incluso ya tienen producciones de hasta 30 años; sin embargo, su precio no alcanza a ser tan alto como los del whisky porque no tienen el mismo proceso de elaboración dado que productos como los ginebras, rones y aguardientes no requieren las mismas especificaciones.

Sin embargo, Martínez resaltó que ahora se está trabajando mucho con importantes botánicos para mejorar la calidad de los licores.

Uno de los coñac más costosos y exclusivos es el Louis XIII de Remy Martin
Este licor es un coñac francés, de edición limitada ultra premium con un proceso de añejamiento de 40 a 100 años, que para servir se debe calentar un poco con la mano y luego dejarlo reposar por 10 minutos a temperatura ambiente para mejorar la experiencia. El licor está hecho con la ayuda del maestro bodeguero, Baptiste Loiseau en barricas de roble.

Tequila Clase Azul reposado, con una botella artística, se roba las estanterías
Un licor elaborado en un 100% de agave de tequila weber tiene un color característico azul y trae notas de sabores frutales con vainilla y caramelo que dejan un sabor suave con toques amaderados. La botella de este tequila es una obra de arte, ya que es diseñada y hecha a mano por artesanos. También es considerada una pieza exclusiva de colección; este producto solo se consiguen en La Licorera.com dado que son los únicos que lo importan al país.

En Santa Marta se hace el aguardiente de notas cítricas Mil demonios
Es un licor destilado tres veces, hecho de manera tal que al saborearlo se pueda sentir una compleja gama de notas cítricas y aroma herbal que es dado gracias a la cantidad de especias y productos botánicos usados en el proceso de elaboración del producto nacional; este es uno de los distintivos de Colombia a nivel internacional.

Ron Dictador es uno de los distintivos colombianos desde Cartagena
Producido en Cartagena lo caracteriza un color ámbar oscuro y el de 20 años, en particular, lleva al consumidor por un viaje de notas suaves, con tonos de caramelos, vainilla, cocoa y miel que hablan del trabajo detrás de esta exclusiva botella que en Colombia solo se consigue en algunos puntos de venta.

Macallan M, la corona de la marca, un whisky single malt para el paladar
Con 44,7 grados de alcohol es uno de los más exclusivos de la marca escocesa. Esta botella es el top de la serie 1824 de Macallan. El trago está compuesto por siete barricas seleccionadas por el maestro whisquero Bob Dalgarmo y el más antiguo de la mezcla es de 1940. Como es tradicional en la marca, el licor fue envejecido en barricas de Olorosos y Jereces.