RIPE:
EXPANSIÓN

Entre las economías de la Ocde, Reino Unido registró en el segundo trimestre la mayor caída del PIB, con un hundimiento de 20,4%

Expansión - Madrid

El producto interior bruto (PIB) de los países de la Ocde anotó en el segundo trimestre una caída sin precedentes del 9,8% como consecuencia de la pandemia, muy por encima del descenso del 2,3% registrado en el primer trimestre de 2009, en el pico de la crisis financiera.

Se trata de la mayor caída experimentada por los integrantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde), según subraya en un comunicado el club de los países más desarrollados, y entra en recesión, siendo España el segundo país que peores resultados registra.

El producto interior bruto (PIB) de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde) registró una contracción sin precedentes del 9,8% en el segundo trimestre de 2020, después de haber retrocedido un 1,8% en los primeros tres meses del año, lo que confirma la entrada en recesión técnica del 'club' por primera vez desde la crisis financiera global entre 2008 y 2009. La mayor contracción contabilizada hasta ahora databa del primer trimestre de 2009, cuando la crisis financiera menguó el indicador un 2,3%.

Consecuencia de la Gran Reclusión
El desplome de la actividad en la Ocde entre los meses de abril y junio como consecuencia de la Gran Reclusión provocada por la pandemia de Covid-19 multiplica por más de cuatro el impacto adverso de 2,3% registrado en el primer trimestre de 2009, en el peor momento de la crisis financiera global.

Entre las economías de la Ocde, Reino Unido registró en el segundo trimestre la mayor caída del PIB, con un hundimiento de 20,4%, seguido de España, con un retroceso de 18,5%, y de México, con una caída de 17,3%.

En el segundo trimestre del año, el PIB de Estados Unidos registró una caída de 9,5%, después de haber retrocedido un 1,3% en los tres primeros meses de 2020, mientras que en la zona euro la economía experimentó una contracción de 12,1%, tras la caída de 3,6% de primer trimestre. En el caso de Japón, el PIB bajó un 7,8% en el segundo trimestre, después de caer un 0,6% entre enero y marzo.

En comparación con el segundo trimestre de 2019, el PIB de la Ocde registró una contracción de 10,9%, que se suma a la caída interanual de 0,9% de los tres primeros meses del año.