La cifra desestacionalizada fue de 216.000 solicitudes de ayuda en la semana que terminó el 15 de junio

Reuters

El número de estadounidenses que presentó pedidos de subsidios por desempleo bajó más de lo esperado la semana pasada, lo que apunta a una fortaleza subyacente del mercado laboral a pesar de la fuerte ralentización en el crecimiento del empleo durante mayo.

Las solicitudes iniciales de beneficios por desempleo cayeron en 6.000 a una cifra desestacionalizada de 216.000 en la semana que terminó el 15 de junio, dijo el jueves el Departamento del Trabajo. Los datos de la semana previa no sufrieron revisiones.

La baja reportada el jueves se produce luego de tres semanas consecutivas de aumentos.

Economistas encuestados por Reuters habían estimado que las solicitudes de ayuda descenderían a 220.000 en la última semana.