La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Reuters

En una carta a los miembros republicanos de una comisión de la Cámara de Representantes, James Comey dijo que la agencia determinará si los correos electrónicos contenían información clasificada o significativa, aunque destacó que no puede “predecir cuánto tiempo nos llevará completar esta tarea”.

No estaba claro el impacto que podría tener el anuncio en las opciones a ganar la presidencia el 8 de noviembre de la nominada demócrata, que supera en los sondeos al candidato republicano, Donald Trump.

Expertos electorales señalan que alrededor de 20% de los votos ya fueron emitidos, ya que muchos estadounidenses sufragan por correo o por adelantado. Una fuente del Gobierno dijo que los correos fueron hallados en un dispositivo que no era el servidor privado de Clinton.

El FBI pasó un año investigando el uso que hizo Clinton de un servidor de correo electrónico privado no autorizado en su labor como secretaria de Estado, entre 2009 y 2013, luego de que se supo que había información clasificada del Gobierno en algunos de esos emails. El Gobierno estadounidense prohíbe la transmisión de información clasificada fuera de los canales seguros. En julio, Comey dijo que había evidencia de que Clinton y los miembros de su equipo podrían haber violado las leyes del país, pero que ningún “fiscal razonable” presentaría cargos.

“En conexión a un caso no relacionado, el FBI supo de la existencia de emails que parecen ser pertinentes a la pesquisa”, escribió Comey en la carta divulgada el pasado viernes.