Las llamadas emisiones de alcance derivadas de su producción fueron de 570 millones de toneladas métricas de dióxido de carbono

Bloomberg

Exxon Mobil Corp. divulgó por primera vez datos sobre las emisiones derivadas del uso de sus productos tras haber sido presionado por los inversionistas.

Las llamadas emisiones de alcance tres del gigante petrolero derivadas de su producción fueron de 570 millones de toneladas métricas de dióxido de carbono equivalente en 2019, según el Resumen de Energía y Carbono de la compañía publicado el martes. Eso equivale aproximadamente a las emisiones de 146 plantas de energía de carbón, según la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos.

La mayoría de las grandes empresas occidentales ya publican estos datos y Exxon seguirá su ejemplo porque “los accionistas han expresado un creciente interés” en este tipo de información, dijo la compañía en el informe. Sin embargo, los datos “no proporcionan información significativa sobre el desempeño de la empresa con la reducción de emisiones y podrían resultar confusos en algunos aspectos”.

Exxon prefiere centrarse en las emisiones de alcance 1 y 2 que están bajo su control directo, en lugar de las que resultan del uso de sus productos y dependen de la demanda de los clientes. Los datos del alcance 3 no tienen en cuenta los beneficios ambientales de una producción mayor, como el incremento en las ventas de gas natural que reducen el uso de un material más sucio, como el carbón, dijo la compañía.

En las últimas semanas, Exxon ha estado bajo la presión de inversionistas activistas por sus bajos rendimientos y su historial ambiental. La compañía dijo el mes pasado que establecería objetivos nuevos y más ambiciosos para reducir las emisiones por barril de crudo. Pero Exxon, al igual que otros productores de petróleo que cotizan en bolsa, solo publica totales retrospectivos de emisiones.

Las emisiones directas de la compañía fueron de 120 millones de toneladas de dióxido de carbono equivalente en 2019, 3,2% menos que en 2018 y las más bajas desde, por lo menos, 2010, según el informe.