.
GLOBOECONOMÍA

Chávez y el sueño de la revolución

miércoles, 27 de febrero de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Rogelio Vélez

Era difícil para el niño que nació en Sabaneta, en el estado de Barinas, al oeste de Venezuela, imaginar que iba a tener sobre sus hombros la unidad latinoamericana durante los últimos años de su vida. Pero si la ambición fue una característica de su personalidad desde una edad temprana, se puede pensar que sí lo soñó.

Hugo Rafael, quien nació de una familia trabajadora de clase media y fue criado por su abuela paterna, encontró el norte de su vida en la vida militar. En 1971 ingreso a la Academia Militar de Venezuela, donde se graduó de ingeniero subteniente cuatro años después. Sería esa vida militar la que lo conectaría con la situación de Venezuela y le daría las bases para ascender y obtener cada vez mas poder.

En 1994, con el grado de coronel, tomaría una decisión que cambiaría el rumbo de su vida y el de su país. En 1992 hizo parte del grupo de cuatro comandantes que intentó realizar un golpe de Estado contra el presidente Carlos Andrés Pérez, aduciendo el mal estado económico y la amplia corrupción de los partidos políticos de la élite caraqueña. Mientras sus compañeros tomaban control de otras partes del país, le correspondió a Chávez liderar el fallido golpe al Palacio de Gobierno en Caracas. Es noche, su mayor fracaso lo conduciría al protagonismo en la vida política nacional.

Como buen revolucionario pasó dos años en prisión y escribió un libro en ese tiempo llamado “Cómo salir del laberinto”. En 1998, cuatro años después de recuperar la libertad, ya se había convertido en la figura insigne de la insatisfacción venezolana sobre la forma como estaba siendo manejado el país por los partidos políticos y eso le valió el apoyo del pueblo y con él, la presidencia.

Desde el primer momento de su mandato anunció lo que iba a pasar con la política de su país. Es ‘moribunda constitución’ sobre la que juró su primera presidencia dejó de existir un año después. Poco a poco fue transformando ese país que lo eligió una y otra vez al máximo cargo. Primero vendría el cambio de nombre y la República se ganó tendría el epíteto de Bolivariana para marcar el ritmo de la revolución con ese mismo nombre.

Después vendría la separación del camino liberal, el lenguaje contestatario antiimperialista y las expropiaciones. El gobierno venezolano adquirió un tamaño como nunca y miles de personas empezaron a depender de él y más que eso, a sentirse agradecidos por sus ayudas. Gracias a esto fue dejando en el camino, uno a uno, a cualquiera que se atreviera a batirse contra él en las urnas. Atrás quedaron los Salas Römer, los Arias Cárdenas, los Rosales y los Capriles.

Los últimos años de su vida los pasó entre la consolidación de su proyecto y la lucha contra el cáncer. Este ganó la última pelea en una cama de hospital de la Habana. Deja a tras a sus hijos, Rosa Virginia, María Gabriela, Hugo Rafael, Rosainés y los millones de venezolanos que lo consideran un padre.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE GLOBOECONOMÍA

Globoeconomía 20/06/2024 Costa Rica firmó pacto con Ecuador para liberar de aranceles a productos agrícolas

Con el acuerdo comercial Costa Rica podrá también exportar a Ecuador productos industriales y productos como café tostado y varillas de acero

EE.UU. 20/06/2024 El recorte de tasas en EE.UU. aviva apuestas gracias a los máximos en el precio del oro

Unas tasas de interés más bajas reducen el costo de oportunidad de mantener lingotes de oro, que no rinden ningún interés

China 22/06/2024 China y la UE acuerdan mantener conversaciones sobre tarifas de vehículos eléctricos

La UE anunció en este mes planes para imponer gravámenes de hasta 48% a los vehículos eléctricos enviados desde China