La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Ripe

Esta cifra implica unas ganancias de US$1,03 por acción y compara con los US$1,05 por título del mismo periodo del año anterior.

El beneficio, no obstante, supera las previsiones del consenso de analistas de Thomson Reuters, que calculaban US$1,01. Los ingresos también superaron las estimaciones al ascender un 2,1%, hasta US$22.300 millones.

La caída de resultados de Wells Fargo tiene que ver con el aumento de los costes del 3%, hasta US$13.300 millones, en parte derivados de la multa que el banco ha tenido que afrontar tras trascender que miles de empleados de la entidad llevaban desde 2011 abriendo cuentas falsas para cumplir con los altos objetivos impuestos por el banco. Se calcula que se abrieron hasta 2 millones de cuentas sin el conocimiento de los clientes.

La crisis se ha saldado, de momento, con el despido de 5.300 empleados y de su consejero delegado, John Stumpf, que dimitió el miércoles con carácter inmediato. El Departamento de Justicia ha abierto, además, una investigación sobre la compañía.

Desde que estalló la polémica, las acciones de Wells Fargo han caído alrededor de un 10%, un descenso que le ha hecho perder el puesto de mayor banco de Estados Unidos por capitalización. Su reputación ha quedado, además, muy tocada.

Buen trimestre para JPMorgan

Por su parte, JPMorgan ha cerrado un muy satisfactorio tercer trimestre. La entidad que dirige Jamie Dimon ha superado ampliamente las previsiones de los analistas al ganar US$6.290 millones, o US$1,58 por acción, por encima de los US$1,39 que se esperaban.

Las ganancias implican una caída del 7,5% respecto al mismo periodo del año anterior, cuando se benefició de un crédito fiscal extraordinario de US$2.200 millones.

Los ingresos del mayor banco del país por gestión de activos crecieron un 8,3%, hasta US$24.670 millones. La división de banca de inversión, la más tocada durante los últimos meses, fue uno de los motores de su crecimiento. Los ingresos de esta área se impulsaron más de un 30%, hasta US$5.750 millones.

Mientras, Citigroup también ha logrado superar los cálculos de los expertos del mercado, con un beneficio neto de US$3.840 millones que equivalen a US$1,24 por acción. Los analistas esperaban US$1,16 por título. El beneficio supone, pese a todo, una caída del 11% respecto al mismo periodo del año anterior.

Los ingresos del banco, que está inmerso en la venta de su negocio minorista en varios países (Santander ha comprado el de Argentina), cayeron un 5%, hasta US$17.760 millones.