.
FINANZAS ¿Qué esperar del dólar en Colombia?
viernes, 14 de junio de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

La tendencia de depreciación registrada por el peso colombiano en las últimas semanas, la cual ha permitido que acumule 8,2% en lo corrido del año, obedece más a factores externos, que a políticas internas.

Lo primero que debe considerarse es que la tendencia observada es resultado de una valorización generalizada del dólar en el contexto global, derivada, principalmente, por una mejora en las perspectivas de la actividad económica en Estados Unidos, la cual ha venido acompañada de pronunciamientos por parte de miembros de la Reserva Federal de Estados Unidos acerca de su actual programa de estímulo monetario.

El presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, afirmó que “si la actividad económica comienza a mostrar signos de recuperación, la FED podría reducir el ritmo actual de compras de activos”, lo que fue interpretado por el mercado como un potencial retiro anticipado del estímulo monetario.

Esta noticia se esperaba para el cierre del año o incluso para el primer trimestre de 2014, por lo que estas declaraciones terminaron influyendo en la cotización del dólar frente el resto de monedas.

Ahora bien, aunque resulta probable que el mercado esté sobrereaccionando a estos anuncios, es cierto que el mercado de divisas suele descontar en forma anticipada las futuras acciones de la FED.

La eventual reducción del estímulo monetario y su potencial retiro posterior -descontados por el mercado-, se darían por una mejor dinámica y posible recuperación definitiva de la principal economía del mundo, lo que tarde o temprano generaría nuevos flujos hacia países emergentes, una vez finalice la recomposición de portafolios, considerando la estabilidad y mayor confianza de los inversionistas sobre el desempeño futuro de la economía mundial bajo este escenario.

La otra opción es que se esté sobredimensionando la capacidad de crecimiento de la economía norteamericana en el futuro cercano, lo que seguramente generaría una devolución, al menos parcial, de la tendencia reciente de la divisa.

Bajo cualquier escenario y en ausencia de nuevos riesgos que pongan en ‘jaque’ el proceso de recuperación gradual de las economías desarrolladas, es de esperar que en el futuro el dólar no mantenga el fuerte ritmo de apreciación observado recientemente.

Así las cosas, la cotización del peso colombiano ha respondido en las últimas semanas, en mayor parte, a los eventos externos que a factores locales, sin desconocer algunas situaciones internas como la expectativa sobre el Decreto de rentabilidad mínima para los fondos de pensiones obligatorios que permitió, conjuntamente con los factores externos, que el peso alcanzara gradualmente los niveles actuales.

De otro lado, parte del mercado le ha otorgado un peso relevante a la desaceleración de los flujos de Inversión Extranjera Directa (IED) en lo corrido del año, como factor que podría implicar un nivel de tipo de cambio más alto en Colombia estructuralmente. Si bien éste es un factor que debe ser monitoreado, lo cierto es que la IED permanece cerca de máximos históricos (US$6.843 mmillones al 24 de mayo) mientras que los flujos netos de divisas en lo corrido del año ascienden a US$2.899 millones, 118% más que en el mismo periodo de 2012. En este aspecto, es evidente el papel que ha desempeñado el Banco de la República mediante la intervención cambiaria para evitar que los excesos de divisas impusieran fuertes presiones a la baja sobre el tipo de cambio.

Por todo lo anterior, resulta claro que el nivel actual del dólar por arriba de $1.900 no ha sido alcanzado netamente por las políticas propuestas por el Gobierno e incluso, es posible que se esté presentando una sobrerreacción del mercado a la gran cantidad de información que ha sido conocida en las últimas semanas. En este sentido, tenemos una proyección de $1.850 para el cierre del año, a la espera de que el mercado incorpore toda la información reciente proveniente de países desarrollados y que se dé a conocer, en definitiva, el Decreto de rentabilidad mínima para los fondos de pensiones obligatorias.

Daniel Velandia

Research - Correval
 

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE FINANZAS

Bancos 23/06/2022 FNG aumentó el respaldo para la Fundación de la Mujer hasta los $35.000 millones

Mientras que por sectores, los de mayor dinamismo fueron los de comercio al por mayor y menor, así como industrias manufactureras, construcción y transporte y almacenamiento

Bancos 24/06/2022 Financiera de Desarrollo Nacional apoya proyecto de 406 buses eléctricos de Bogotá

El cierre de Green Móvil se da gracias a la financiación por $342.000 millones de deuda senior y $60.000 millones en línea de liquidez

Bancos 24/06/2022 "Nuestra visión es llevar a SBO Lab a la Bolsa de Nueva York en el mediano plazo"

El CEO de Finsocial, Santiago Botero, le apuesta a la sostenibilidad social en la banca no tradicional. Prevé lanzar una aseguradora

MÁS FINANZAS