En la noche del sábado, Arabia Saudita recortó su precio oficial de venta para abril en todos sus grados de crudo a todos los destinos

Reuters

Los futuros del petróleo sufrieron el domingo su mayor baja porcentual diaria desde 1991, después de que Arabia Saudita recortó su precio de venta oficial y anunció planes para subir la producción, iniciando una batalla por los precios tras no lograr un acuerdo sobre una baja del bombeo con Rusia.

En la noche del sábado, Arabia Saudita recortó su precio oficial de venta para abril en todos sus grados de crudo a todos los destinos. El reino también tiene previsto elevar en abril su producción a más de 10 millones de barriles por día (bpd) por vez primera desde mayo de 2019.

La decisión del reino se dio después de que Rusia se opusiera el viernes a los fuertes recortes de producción propuestos por la OPEP para estabilizar los precios, afectados por las consecuencias económicas del coronavirus.

Los futuros del crudo Brent caían 9,95 dólares, o un 22%, a 35,32 dólares el barril a las 2234 GMT, mientras que el contrato West Texas Intermediate (WTI) retrocedía 8,99 dólares, o un 21,8%, a 32,29 dólares.

Más temprano, ambos contratos cayeron a su menor nivel desde febrero de 2016, con el Brent tocando los 31,02 dólares y el WTI los 30.

Estos movimientos hacen que el Brent y el WTI se encaminen a su segunda mayor baja porcentual diaria en la historia, luego de que ambos se hundieran más de un 30% en enero de 1991.