Los analistas esperan que los precios del petróleo WTI se acerquen a niveles de US$60 por barril, y prevén que este valor siga perdido correlación con el peso colombiano

Andrés Venegas Loaiza - avenegas@larepublica.com.co

Después de que el dólar viera un fuerte encarecimiento la semana anterior hasta lograr un precio de $3.256,40, su valor más alto desde el pasado 27 de diciembre de 2018 cuando alcanzó $3.280,5, los analistas esperan que las presiones externas mantengan la moneda cara para esta semana, pero baje a un precio promedio de $3.196.

El analista macroeconómico de Acción Fiduciaria, Daniel Lombana, señaló que los niveles superiores a los $3.240 que se vieron la semana anterior no son sostenibles, por lo que la cotización de la divisa a nivel local debe dar un retroceso.

“Los niveles de riesgo a nivel global han comenzado a disminuir luego de que se conocieran los datos del mercado laboral de Estados Unidos en terreno positivo. Este podría ser el detonante que enfríe al dólar estadounidense a nivel global y permita que las divisas emergentes se valoricen”, señaló el analista.

Desde Acciones y Valores, el analista financiero Diego Ruiz, comentó que para esta semana el mercado estará atento a las cifras de inflación en Estados Unidos, las cuales están programadas para el viernes.

La firma proyecta que mientras las variaciones de los precios sigan por debajo de las estimaciones del mercado, el tono positivo del dólar se moderará un poco, al eliminar finalmente los argumentos para una subida de tasas de la Fed.

Con este panorama el peso colombiano podría evolucionar lejos, un poco más cerca de sus fundamentales, que han sido obviados por los choques externos que recibe la moneda.

El especialista en investigaciones económicas de Corficolombiana, Christian Cruz, resaltó que en particular los mercados han venido castigando la cotización del euro por cuenta de las desmejoradas expectativas económicas de la región, lo que ha favoreciendo el apetito por dólares, “un impacto que podría cambiar con los positivos datos de inflación en la Eurozona y las declaraciones de las autoridades monetarias alemanas respecto al optimismo sobre su economía, la mayor de la región”.

LOS CONTRASTES

  • Daniel LombanaAnalista económico de Acción Fiduciaria

    “A pesar de que percibimos un descanso en el precio del petróleo, consideramos que esta variable ha perdido influencia en la cotización de la moneda colombiana”.

  • Édgar JiménezDir. Observatorio de Mercado U. Tadeo

    “Esta semana se espera que los operadores del mercado global reflejen los efectos de las cifras de empleo y de tasas de interés provenientes de los Estados Unidos”.

  • Christian CruzAnalista económico de Corficolombiana

    “En crudo podríamos ver más volatilidad y ligeras correcciones, sin que ello respalde un cambio significativo de la tendencia alcista que ha marcado el año”.

El peso colombiano ha estado más correlacionado últimamente con el euro en detrimento del petróleo, factor que ha sido su propulsor tradicionalmente. Lombana aclaró que pese a que la semana anterior hubo un descanso de los precios del crudo, “esta variable ha perdido influencia en la cotización de la moneda colombiana”.

Los cinco analistas consultados proyectan el petróleo estadounidense en un precio promedio de US$61,8 por barril, a pesar de que a cierre de abril se encontraba por encima de los US$65 por barril.

La razón principal para este pronóstico corresponde a un alza en la reserva de crudo de EE.UU. que subió a su nivel más alto desde septiembre de 2017, aumentando en 9,9 millones de barriles hasta 470,6 millones de barriles en un momento en el que la producción alcanzó un récord de 12,3 millones de barriles por día (bpd), según datos del Gobierno de ese país.

El Colcap se mantendría estable en 1.564,1 puntos en la semana, con lo que conservaría su ganancia de 17% anual.

No hay consenso sobre el precio de cierre de la moneda para fin de año

La volatilidad natural del peso colombiano hace que para los analistas proyectarlo a largo plazo sea difícil, muestra de ello es la diferencia en las previsiones de los diferentes agentes del mercado que muestra la última encuesta del Citibank, aquella que reúne a 28 de los actores más importantes del mercado. En esta el promedio proyectado para el cierre de 2019 es de $3.199, sin embargo, la diferencia de rangos es amplia pues el monto mínimo pronosticado es de $2.970, mientras el máximo es $3.300.