miércoles, 28 de agosto de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Mónica María Parada - mparada@larepublica.com.co

A la hora de emprender, un gran número de aventureros se decide por la tecnología como la fuente de sus ingresos, no porque esté de moda o porque parezca el camino más certero para levantar una compañía el en corazón de la meca de los bytes (Silicon Valley), sino porque apuestan por necesidades globales y se proyectan para trascender su negocio más allá de las fronteras físicas de atención de una oficina, es decir, buscar llegar a mercados en cualquier lugar del mundo, desde su casa.

Por esta razón, por el interés que han mostrado los colombianos en el creciente campo del desarrollo de aplicaciones para dispositivos móviles, por el ecosistema para el emprendimiento digital que viene creando el país, por el apoyo del Gobierno a los programas académicos para incentivar los llamados ‘startups’ y por el alcance de las nuevas tecnologías, entre otras razones, LR ha decido dedicar esta edición de Emprendedores justamente a este tema.  
 
En estas páginas usted no solo encontrará claves para evaluar una idea de negocio y ver qué caminos lo conducirán con toda certeza al éxito, o al menos a la generación de un beneficio económico, sino que además, caminará de la mano de quienes ya han vivido la experiencia de apostarle a una buena idea tecnológica, por las sendas de la materialización del negocio, la consolidación del producto, la consecución de inversionistas y otros temas que le serán útiles a la hora de comercializar.
 
Al hablar de un emprendimiento de este tipo, tampoco se pueden dejar de lado las iniciativas gubernamentales y de la empresa privada para apoyar con espacios físicos a los jóvenes que buscan montar una empresa, así como los programas que se desarrollan para acortar el camino entre la capitalización externa y el emprendedor amateur.
 
Lo invito a que lea estas páginas, cuantas veces lo desee, hasta que conozca las posibilidades de emprender en tecnología y si es el caso, organice sus ideas, presente un proyecto, consolide las relaciones con las instituciones que lo pueden ayudar a empezar y concrete negocios dentro y fuera de Colombia. ¡Llegó la hora de pasar del dicho al hecho y emprender un negocio!.