En Colombia se producen al año en promedio un millón de toneladas de plástico, de las cuáles, 150.000 toneladas son de PET

Laura Lucía Becerra Elejalde - lbecerra@larepublica.com.co

Esta semana el Congreso de la República colgó un proyecto que busca prohibir los plásticos de un solo uso en Colombia, pues los ponentes buscan revisar algunos puntos. Ante la coyuntura, algunos representantes de la industria que transforma y recicla el plástico abrieron la discusión en torno a cómo se puede aprovechar mejor el material y cuidar el medio ambiente.

En el país, la producción de plástico ronda el millón de toneladas al año, de las cuales 150.000 son PET, pero si se miran los rellenos sanitarios se encuentra que se llevan 12 millones de toneladas de desechos, entre los cuales 10% es plástico, y solo 2% es PET.

Una empresa dedicada a la transformación de este material es Ekored, una filial de Enka de Colombia que procesa alrededor de 3.000 toneladas de PET al año, 1.000 toneladas para producir poliéster de ropa y 2.000 para las embotelladoras.

“No podemos decir que el PET es de un solo uso, se puede transformar. El problema de los plásticos en Colombia es que los consumidores deben ser juiciosos, que aumenten la recolección y lo entreguen al reciclador”, mencionó Juan Carlos Gutiérrez, gerente de Ekored. De hecho, la empresa necesitará más botellas, pues Enka hará una inversión de US$40 millones para recoger otras 2.000 toneladas del material al mes.

De la industria del reciclaje dependen en el país 60.000 recicladores, pero según Laura Reyes, directora ejecutiva de Cempre Colombia, organización sin ánimo que desde hace 10 años trabaja en la generación de información que ayude a la toma de decisiones para aumentar el reciclaje en el país; aún hay trabajo por delante.

LOS CONTRASTES

  • Juan Carlos GutiérrezGerente de Ekored

    “Estamos recogiendo 30% de producción de PET que se saca en Colombia, el año pasado se produjeron en el país 150.000 toneladas y es un plástico que se puede reciclar”.

Por medio de Red Reciclo, siete grupos empresariales y 10 transformadores de PET, metales, plásticos, cartón, papel y vidrio, se han articulado para la recuperación del material.

Aunque la Resolución 1407 de 2018, que establece la responsabilidad extendida del productor, define que las marcas deben ayudar a que se recoja los materiales y empaques. y que para 2021 se hayan recuperado 10% de los empaques y envases que fueron puestos en el mercado para 2018, gracias a esta iniciativa ya se han gestionado casi 5% de estos materiales solo entre enero y abril de este año.

“Todavía hay mucho por hacer, pero no podemos desconocer el trabajo que se está haciendo. Las cadenas circulares de los plásticos existen, pero tenemos un reto que es la separación en la fuente y la entrega de ese material”, dijo Reyes, para quien “el reto está en cómo llevar a los ciudadanos a ser lo suficientemente proactivos para separar los residuos”.

Entre las empresas que hacen parte de este programa destaca Postobón, que cuenta con un programa de economía circular que promueve el diseño de envases y empaques amigables con el medio ambiente bajo una perspectiva de ciclo de vida.

"Este programa, tiene impactos sociales muy relevantes que se ven reflejados en acciones como el Movimiento RE en la costa Caribe, Recicla por el Planeta, la alianza con el Metro de Medellín para tener máquinas de recolección de envases y canjeo por tiquetes de transporte público así como kioskos inteligentes donde las personas cambian los envases por bonos de entretenimiento, pago de servicios, recargas celulares, entre otros", explicó Martha Ruby Falla, directora de Sostenibilidad de Postobón.

Gracias a estos  programas la compañía recupera de manera directa aproximadamente 800 toneladas de material y sensibilizamos a cerca de 85.000 generadores de residuos sobre la adecuada separación en la fuente.