La Isla había estado incomunicada hasta hoy en la tarde, que el presidente Duque logró hablar con el alcalde Jorge Gari

Laura Sofía Solórzano C - lsolorzano@larepublica.com.co

El puente festivo el Archipiélago de San Andrés y Providencia resultó gravemente afectado por la llegada de Iota, un huracán de categoría cinco que impactó varios países de Centroamérica.

La isla de Providencia fue la más afectada y ha estado varias horas incomunicada por los estragos del fenómeno meteorológico. En la tarde del lunes, el presidente de Colombia, Iván Duque, pudo comunicarse con el alcalde Jorge Gari, quien le informó sobre el verdadero impacto del huracán, que hasta el momento causó la muerte de una persona.

“Tuve comunicación con el alcalde de Providencia, Jorge Gari. Hay una afectación máxima de infraestructura, un deterioro de cerca de 98% de la infraestructura de la Isla. Solamente se ha registrado una pérdida de vida humana”, añadió el presidente.

El mandatario señaló que se está realizando un puesto de mando adelantado, con la que se estará movilizando la capacidad de ayuda humanitaria desde Cartagena y San Andrés a las zonas afectadas.

Además, una embarcación de la Armada Nacional partiría hacia la isla de Providencia cargada con ayudas humanitarias. Las autoridades del lugar continúan sus labores para intentar despejar la pista del aeropuerto El Embrujo, que suspendió sus operaciones hace varios días.

"Es una afectación grande, pero la gente de Providencia puede estar segura de que estamos con ellos y buscaremos reparar la infraestructura lo más rápido posible", añadió el mandatario.

San Andrés también resultó afectado con el pasó del huracán Iota, y su aeropuerto también permanece cerrado. Todavía no hay un reporte oficial de los daños ocasionados en esa Isla.

El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam), por su parte, reiteró que es importante estar atentos los próximos días a la información que den las autoridades frente a la emergencia climática.

La entidad sugirió a los ciudadanos consultar las rutas de evacuación de sus lugares de residencia y tener a la mano un kit de emergencia con elementos como copia de los documentos de identidad, ropa de cambio, alimentos enlatados, un silbato y una linterna en caso de que haya una nueva emergencia.

Así mismo, el Presidente, señaló que le pide a los colombianos que estén dispuestos a colaborar con ropa y ayuda humanitaria, una vez se pueda ingresar a la isla Providencia, cuando se tenga la evaluación completa de los daños.

Uno de los principales problemas en las islas, tras el paso de Iota, fue la pérdida de servicios de energía. Por ello, en la noche de lunes, el ministro de Minas y Energía, informó que San Andrés contaba con 60% del servicio de energía restablecido, y se adelantaban acciones para llegar a 100%.

Cabe recordar que Iván Duque recordó que el huracán Iota es el primero de categoría 5 que pasa y afecta con fuerza el archipiélago de Colombia, razón por la que aún es prematuro cuantificar sus daños. Sin embargo, ahora los países de Centroamérica son los que empiezan a prepararse de cara a la llegada del fenómeno a sus territorios.