.
ECONOMÍA Isagen fue vendida en un momento en el que pocos le creen
miércoles, 13 de enero de 2016
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Lilian Mariño Espinosa - lmarino@larepublica.com.co

Hoy, nueve años después, y con una de las oposiciones más grandes que ha sentido el Gobierno Santos, la venta está siendo calificada como un total fracaso, en parte por terminar solo con un oferente (Brookfield Asset Management), después de haber señalado que más de 12 empresas estaban interesadas, entre las que se contaba con la Empresa de Energía de Bogotá, Duke Energy, China Haudian Corporation, GDF Suez, Colbún, Gas Natural Fenosa, Cemig y la colombiana EPM.

Siendo así, la pregunta que queda en el aire es ¿qué no le gustó a los inversionistas y a los socios sobre Isagen? Más aún cuando se rumora en el mercado que EPM estaría interesado por estrategia y por el precio de la acción, en salir también del actual 13,14% que tiene en la generadora.

Para Camilo Silva, cofundador de Valora Inversiones, no es que Isagen sea un mal activo o que no sea estratégico y por eso nadie quiera quedarse con él, ya que solo en utilidades genera $460.000 millones anuales y es la tercera generadora del país con 16,5% del mercado después de Emgesa y EPM.

Según el analista, lo que le pasó a Isagen fue que fue víctima de su propio éxito. Es decir, “la venta para el Gobierno es muy buena ya que con solo una oferta, con un precio aceptable, pueden recibir un alto grado de ingresos que no conseguirían con otros activos. Es más una necesidad por las inversiones que vienen y que no están claras con el panorama que tendrán que enfrentar las economías latinoamericanas”, dijo. 

También sería el activo perfecto ya que era muy fácil encontrar buenos oferentes. “Es un activo que tiene una rentabilidad a la inversión estimada en 15%, cuando la de los bancos, por ejemplo, es de 8%”, señaló Eduardo Sarmiento, docente de la Escuela de Ingenieros. 

Siendo así, y concluyendo que a “Isagen no la venden por mala, sino por buena”, como expresó el senador Jorge Robledo, la siguiente pregunta es ¿por qué no fue atractiva por el lado empresarial? Y la respuesta está en la propia conflictividad del proceso de venta, el aplazamiento de la subasta, el aumento del precio en más de tres ocasiones, la llegada del Fenómeno de El Niño y la crisis mundial por la caída del crudo que espantó a los inversionistas. 

Todo esto se unió para crear dentro de la opinión política y pública un ambiente de descontento que terminó repercutiendo hasta en la acción. Según Jaime Pedroza, analista de Credicorp Capital, a pesar de que se conoce que el precio por acción es $4.130, en las negociaciones de la BVC solo ha llegado a $3.260, que a final de cuentas muestra el miedo del mercado ante un nuevo freno en la subasta que se podría dar hasta hoy si el Consejo de Estado tiene en cuenta las dos demandas de nulidad que hay en contra del decreto que permitió la venta, y vuelve a imponer unas medidas cautelares. 

Además, el interés para otras empresas se perdió cuando les llegó la carta de varios senadores que mostraban un descontento con el proceso, más lo que se ha oído de entes como la Procuraduría y Contraloría que señalan un detrimento patrimonial de más de $2 billones. 

Según los analistas, para los inversionistas es muy difícil ingresar a un país con esa oposición, “ya que luego, cuando se estén buscando nuevas inversiones se requerirá que sean aprobadas en muchos casos por el Congreso, comunidades y otras entidades”, explicó Silva, quien agregó que la crisis generada por la desplomada del crudo, y el aumento del riesgo de invertir en América Latina, también dejó por fuera al resto de interesados que vieron en Isagen muchas trabas.

Esto último, es en parte la razón por la que la única interesada sea la canadiense, que ha expresado en varias ocasiones que la estrategia bajo el mandado de Bruce Flatt, CEO del Fondo, es invertir cuando otros están corriendo por resguardo. “Nuestro principal objetivo de inversión es poner dinero donde este es escaso”, señaló Flatt en un comunicado después de una entrega de resultados. 

Finalmente, en contra de los intereses del Gobierno llegó El Niño, que dejó en jaque el sistema eléctrico y caldeó los ánimos de los colombianos. Siendo así, y ante un miedo de racionamiento y aumento de tarifas, los mensajes por redes sociales, las manifestaciones, el llamado a un apagón y las tutelas no se dieron espera, dejando en la cuerda floja la subasta que se dará hoy en medio de protestas.

Los últimos intentos por frenar la subasta
Varios senadores y la Red de Justicia Tributaria radicaron ante el Consejo de Estado dos memoriales de insistencia para que se admitan dos demandas contra del Decreto de enajenación. Estos buscan que mediante auto se defina de urgencia la admisión o no de las demandas que alegan falsa motivación en la venta. Así, los opositores esperan lograr unas medidas cautelares antes de las ocho de la mañana, para que se estudie el hecho de que los $6,4 billones no vayan al Presupuesto General sino a la Financiera de Desarrollo Nacional. 

Las opiniones

José Roberto Acosta
Vocero de red de justicia tributaria
“Demanda busca mostrar falsa motivación. Por la Ley 296 el ingreso por venta de activos debe hacer parte de Minhacienda y no de la FDN”.

Camilo Silva
Cofundador Valora Inversiones
“El Niño fue el determinante final contra el Gobierno ya que caldeó los ánimos y los miedos de que Isagen quede en manos de extranjeros”.

MÁS DE ECONOMÍA

Energía 22/06/2021 Fue aprobado el informe de conciliación del proyecto de la sobretasa a la gasolina

Con una votación de 130 parlamentarios a favor del sí y 24 legisladores a favor del no, la iniciativa pasa a sanción presidencial

Tecnología 21/06/2021 Crehana Empresas e iNNpulsa Colombia otorgarán 400 becas en marketing digital

El plazo máximo para inscribirse en este programa es el próximo 5 de julio, ya que las capacitaciones iniciarán el 8 del mismo mes

Hacienda 21/06/2021 Colombia y Chile apostaron a reducir venta de bonos a largo plazo por baja demanda

Los bonos se han desplomado a US$0,90, o una baja de 13% respecto de su máximo , y el país planea reducir número de subastas

MÁS ECONOMÍA