La ministra de Transporte, Ángela María Orozco, habló de las inversiones que se han hecho y la necesidad de la reactivación

Laura Sofía Solórzano C - lsolorzano@larepublica.com.co

Hoy se terminó el Comité de Navegación, en el que se hace seguimiento al plan de dragado que se realiza en el Canal de Acceso a la Zona Portuaria de Barranquilla (ZPB). Durante el encuentro la ministra de Transporte, Ángela María Orozco, señaló que el Gobierno se la ha jugado y se la seguirá jugando por la actividad portuaria de Barranquilla.

Además, resaltó que en los últimos tres años se han invertido más de $82.000 millones para responder a la necesidad de reactivar la actividad portuaria en la ciudad, en especial en la actualidad que se registra el índice más alto de sedimentación del río Magdalena.

“El cambio climático nos ha llevado a que el río Magdalena presente problemas de alta sedimentación, como lo que ha sucedido este año en el sector de Bocas de Ceniza, que representa el 41 por ciento del volumen de sedimentos dragados durante 2020. Este comportamiento no se observaba desde 2012, lo que evidencia los retos que se deben afrontar para garantizar la navegabilidad en el Canal de Acceso y permitir que la actividad portuaria se estabilice en beneficio de Barranquilla”, comentó Orozco.

La inversión que ha hecho el Gobierno busca garantizar la navegabilidad del río Magdalena, así como el movimiento de carga en el ZPB. Según comentó Pedro Pablo Jurado, director de Cormagdalena, se espera otra inversión de $27.531 el próximo año para asegurar la movilización de carga.

“Tenemos un solo objetivo: garantizar una navegabilidad óptima y confiable en el canal de acceso al Puerto de Barranquilla. Para tal fin, hemos impulsado una coordinación interinstitucional para tener una gobernabilidad y control de dragado, cooperación técnica a través de las capacidades individuales, intercambio de información, comunicación fluida y permanente, análisis conjunto en el marco investigativo y entendimiento de los anuncios de la Dimar”, aseguró Jurado.

El funcionario también comentó que las obras de dragado se continuaron durante la pandemia, lo que ha permitido garantizar la navegabilidad y el movimiento de carga en el Río Magdalena.

En octubre, por ejemplo, se movilizaron 1.029.792 toneladas, con lo que fue el segundo mes de 2020 con mayor número de toneladas movilizadas. El funcionario reiteró el esfuerzo del sector público y el compromiso del Gobierno con la región.

El Comité también contó con la participación de Jaime Pumarejo, alcalde de Barranquilla; el Contralmirante Juan Francisco Herrera, Director General de la Dimar; Sandra Gómez, presidenta de Findeter; Carlos Urbano, Capitán de Puerto de Barranquilla; Nubia Constanza Galindo González; Contralora Delegada para la Participación Ciudadana; y representantes del gremio portuario, contratista e interventoría del dragado.