Analistas

Convenciones gringas y economía

Los discursos de aceptación de las candidaturas presidenciales en Estados Unidos tienen un carácter casi que enteramente político y los planteamientos sobre los temas económicos juegan un papel muy secundario. Con todo, vale la pena hacer una lectura de los discursos de Hillary Clinton y de Donald Trump e identificar, resaltar y comparar sus puntos de vista en materia económica.

Una de las principales referencias al tema económico la hizo Hillary al referirse a las ideas de su contrincante en la campaña Bernie Sanders de poner al frente de la política económica a la justicia social y la redistribución del ingreso. Un segundo compromiso económico tuvo que ver con la importancia de generar empleo al comprometerse textualmente a “construir una economía en la cual cualquiera que quiera un buen empleo lo pueda lograr”. También destaco la contribución de los inmigrantes al crecimiento de la economía de los Estados Unidos. Asimismo, hizo un gran reconocimiento al manejo de la economía y de la crisis financiera por parte del Presidente Obama y el Vicepresidente Biden. Al respecto, dijo textualmente: “nuestra economía se encuentra mucho más fuerte que lo que ellos la encontraron cuando tomaron posesión de sus cargos. Casi mas de 15 millones de nuevos empleos. Veinte millones mas de americanos con seguro de salud. Un sector automotriz que tuvo el mejor año en su historia”.

En lo económico, terminó diciendo que su misión principal como presidente sería la de “crear mas oportunidades y mejores trabajos con salarios crecientes aquí en los Estados Unidos”. Finalmente, estableció como grandes banderas de su partido e invito a votar por este a quienes crean que las empresas deben participar de sus utilidades a sus trabajadores y a quienes estén convencidos que el salario mínimo debe posibilitar una vida digna.

Donald Trump, en su especial estilo, critico el manejo económico de la administracion Obama al argumentar que hoy en día había menos empleo en los Estados Unidos y más latinos en estado de pobreza que lo que encontró el actual presidente al inicio de su administracion. También afirmó que el déficit en el comercio exterior está en su nivel histórico más alto y que durante el periodo de Obama se había duplicado la deuda pública. También criticó el estado lamentable de la agricultura y la necesidad de apoyar a millones de americanos con ayuda alimentaria. En términos de los objetivos económicos de su gobierno, dijo que lo principal era generar millones de nuevos empleos. Para Trump, el impacto económico de la inmigración ha sido el de rebajar los salarios e incrementar el desempleo de los norteamericanos.

También se pronuncio en favor de una política comercial proteccionista para defender el trabajo de los estadounidenses. Al respecto, se comprometió a no firmar acuerdos comerciales que pudiesen desembocar en menores empleos en los Estados Unidos. En el ámbito fiscal propone una rebaja de los impuestos y sostiene que la carga tributaria de las empresas americanas y las personas naturales es una de las más altas del mundo. En fin, las diferencias en los planteamientos económicos de los candidatos son muy profundas. Obviamente para el comercio exterior de Colombia con los Estados Unidos y para las oportunidades de empleo de los colombianos en ese país los planteamientos de Hillary Clinton parecen ser más atractivos. Veremos qué sucede con las elecciones y las implicaciones completas para el país.