.
Analistas 08/10/2018

La Revolución de los Drones

Juan Carlos Delgado Ortíz
Cargo Consultor independiente

Recientemente asistí en Medellín a la Feria Code Colombia Dron Expo y me impactó muy positivamente la calidad de empresas y las grandes oportunidades que nos ofrece el mundo de los drones en términos de desarrollo tecnológico, para Colombia y la región.

A nivel global es una industria en pleno desarrollo, la cual podría generar próximamente negocios por más de US$127.000 millones por año, especialmente en aplicaciones para infraestructura, agricultura, transporte, seguridad, entretenimiento, entre otros, como lo asegura la firma consultora PwC.

Este panorama nos muestra un sector con potencial gigante y que avanza rápidamente. Y Colombia es un jugador importante en esta industria, pues se considera uno de los países más avanzados en Latinoamérica en la implementación de drones para diferentes usos, aportando de manera significativa en la disminución de costos y optimización de la productividad para diversos sectores de una forma sin precedentes.

La Feria Code Colombia Dron Expo, la primera de este tipo en el país, fue liderada por el comunicador social y empresario Wilson Ospina, quien explica que las razones para hacer un evento como este, que significó un enorme esfuerzo, especialmente para convencer a muchos, es que ve una gran oportunidad para el país pues se está generando desarrollo tecnológico, nuevas oportunidades de negocios y se puede competir de igual a igual con los más desarrollados.

El desarrollo de este negocio en Colombia requerirá un trabajo articulado de diversos actores, especialmente las entidades del Estado en los niveles Nacional, departamental y municipal, junto con las universidades, entes reguladores y la industria, como grandes usuarios; la gran mayoría de empresarios dron, son Pyme y lo mejor sería que trabajaran y crecieran unidos.

Hay que tener en cuenta, según lo expresa Wilson Ospina, que la gran mayoría de universidades colombianas tienen algún tipo de desarrollo o investigación asociadas a estas aeronaves remotamente tripuladas, existe un amplio grupo de emprendedores diseñando y fabricando drones para diferentes usos, y de igual manera se trabaja en desarrollos de sensores, software y adaptación de partes para fines específicos.

Los prestadores de servicios en sectores como la seguridad, energía eléctrica, minería, petróleo, salud, movilidad y otros, vienen cambiando la forma de hacer negocios. Considero un éxito la gran participación en esta primer feria, de mayoristas y desarrolladores de software internacionales, así como los más de 70 expositores colombianos, quienes lograron presentar al país y la región, novedosas aplicaciones tecnológicas, y encontrar negocios reales que seguro los llevarán a crecer sus empresas a nivel local e internacional.
Para Wilson Ospina, la meta es que Code se convierta en un mercado de tecnología asociado a la industria dron que involucre los desarrollos que se generan en Colombia y Latinoamérica para el mundo.

Compañías como Agrotronic 360 de Urabá con desarrollos para fumigar plantaciones de banano o para el desminado humanitario, otras con aplicaciones para instalar y mantener líneas de transmisión de energía eléctrica en alta tensión, o los bomberos de Bogotá que impulsan el uso de drones para ser más eficientes en la atención de emergencias, entre muchas otras, nos muestran que la industria dron es una revolución que está generando crecimiento y desarrollo.