Analistas

No hay Malí que por bien no venga

GUARDAR

Pocos días le va a durar la sonrisa al recién posesionado presidente de Estados Unidos, Barack Obama, a quien se vio reluciente en Washington, probablemente intentando pensar en lo inevitable y que siempre ha sido polémico en su país: la política exterior. Es perdonable que el Presidente deje a un lado por unos meses decisiones que involucran conflictos diplomáticos delicados, especialmente cuando se habla de envío de tropas, armas y Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

 
El lunes se acabó el compás de espera, y 2013 inicia con una realidad en el norte de África que revive fantasmas, que el planeta entero quisieran no tener que enfrentar. El nuevo año abre con un fortalecimiento de las posiciones militares y estratégicas del grupo terrorista Al Qaeda y sus aliados locales. Argelia y Malí junto a las decisiones militares de Francia han sido noticia internacional de un conflicto que apenas comienza. Los islamistas radicales no conforman un grupo monolítico, al contrario, son distintas facciones que tienen en común su fanatismo religioso. Hay desde miembros declarados de Al Qaeda, hasta antiguos mercenarios del depuesto dictador Gadaffi de Libia.
 
¿Qué hace Francia en Malí? Le pregunté al experto José Ángel Hernández, doctor en Historia Contemporánea y profesor de la asignatura “Islam y Occidente”, de La Sabana. Según Hernández, “… la intervención francesa es necesaria pero muy arriesgada.  Necesaria porque los grupos radicales islamistas, campaban a sus anchas en el Sagel, sin control de los estados involucrados: Argelia, Niger, Libia, Burkina-Fasso y Malí, que no han podido reducir a los sediciosos y porque llevan años secuestrando ciudadanos occidentales, sobre todo franceses. Arriesgada porque Francia no ha encontrado apoyo claro de sus aliados occidentales, que solo lo han hecho en la ONU y ofreciéndole soporte logístico, aviones y satélites. Si consigue restablecer el domino del gobierno de Malí y derrota a los islamistas, Francia saldrá fortalecida en una zona de su influencia desde la época colonial. Si no logra una victoria clara y contundente, se podría repetir un conflicto interminable como el de Afganistán. Hay intereses comerciales en Malí, donde varios tienen puestos los ojos sobre el uranio y la posible riqueza petrolífera en la frontera, dominada por los grupos rebeldes.”
 
Pierre-Jean Vandoorne, el Embajador de Francia en Colombia explicó globalmente el contexto histórico en el cual su gobierno toma la decisión: “la independencia se dio hace más de medio siglo. Hoy en día la relación que se tiene con estos países no tiene nada que ver con lo que fue hace algunos años. Eso no implica que tengamos responsabilidades en cuanto a la formación histórica de esas nuevas naciones y estados. La realidad que se está viendo hoy está lejos de aquella época. Consolidar democracias sólidas es un proceso largo, si bien tuvimos una larga guerra con Argelia, que se concluyó en el 62, la independencia de los países africanos se hizo pacíficamente. Esos países tenían grandes líderes que  surgieron en la época colonial después de la segunda guerra mundial, pero un país no se construye de esta manera. La formación histórica de un país,  es un proceso largo que lo lleva a su modernización.”
 
Tremenda reflexión que deja el Embajador, sobre todo cuando Colombia vive actualmente un proceso de “reconstruir” el nuevo país que todos queremos sin guerrilla ni conflictos armados. En el caso de Obama, deberá rápidamente dar luces sobre su apoyo militar o no a la decisión de atacar al terrorismo en Africa. En la Cancillería colombiana deberían ir preparando rápidamente el discurso para que el presidente salga a definir la posición del país frente al tema. Me parecería complicado que Colombia esté por un lado negociando con terroristas en La Habana y por otro apoyando una confrontación militar contra terroristas en África.
 
Ñapa: El gobierno nacional estaría próximo a nombrar a Kathy Osorio como su representante en la Junta Directiva de la Autoridad Nacional de Televisión. El gobierno considera que Osorio, quien cuenta con experiencia en RTVC y en Caracol Radio, es la figura que se requiere para impulsar el famoso y anteriormente fallido proceso de licitación del tercer canal privado de televisión para este 2013.

 

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés