.
Tribuna Empresarial 25/04/2022

Inclusión financiera como apuesta de país

Trabajar por la inclusión financiera de los colombianos es contribuir con el mejoramiento de su calidad de vida y con el crecimiento económico y sostenible del país. Es uno de los caminos para reducir la pobreza al democratizar el acceso y disfrute de productos y servicios financieros con calidad y oportunidad que permiten acompañar la cotidianidad de las personas, generar bienestar y propiciar una sociedad con más oportunidades de desarrollo para todos.

Ante situaciones económicas adversas las personas, especialmente las de la base de la pirámide que están por fuera del sistema financiero, acuden a prácticas que menoscaban su bienestar como el endeudamiento con fuentes informales, la disminución del consumo y la venta de activos productivos, que se convierten en un círculo de pobreza que retrasa el avance económico del país.

Es clave seguir sumando esfuerzos para que este tipo de población tenga acceso al sistema financiero de manera rápida, sencilla y segura, sacando el máximo provecho de la inclusión financiera que, entre muchos otros beneficios, suaviza el consumo al permitir la compra de bienes y servicios de primera necesidad, promueve la acumulación de capital, protege a los hogares frente a los ciclos económicos y favorece la creación y sostenimiento de pequeñas y medianas empresas, generando un ambiente favorable para que Colombia continúe por la senda de crecimiento tras la reactivación económica.

Más allá del acceso, la inclusión financiera trasciende al uso eficiente de los productos y disposición de canales adecuados para los clientes, la calidad que debe evidenciarse en un mejoramiento real de las condiciones de vida de las personas, sin endeudamientos que superen su capacidad, ni cobros excesivos y en bienestar financiero. Además, es fundamental el acompañamiento permanente del cliente con programas de educación financiera que le permitan tomar decisiones conscientes en sus finanzas personales para construir un buen historial crediticio y permanecer en el sistema.

Según el Departamento Nacional de Estadística -DANE-, en Colombia en 2021 el 84,5% de la población ocupada devengaba menos de dos salarios mínimos y de ellos, de acuerdo con la Banca de las Oportunidades, solo un 37% de personas mayores de 18 años contaron con un producto de crédito y tan solo el 11% de la cartera de tarjetas de crédito fue de personas con ingresos de hasta dos salarios mínimos mensuales legales vigentes.

Estas cifras evidencian las brechas sociales que aún tenemos por cerrar y una inmensa oportunidad para que las empresas que tenemos como sueño entregar oportunidades que transforman vidas positivamente, propiciemos una inclusión financiera responsable para quienes más lo necesitan, convencidos de que esto genera un efecto económico multiplicador con grandes beneficios para la sociedad.

En Tuya la inclusión financiera está en nuestro ADN y es la manera en que contribuimos con los Objetivos de Desarrollo Sostenible que buscan poner fin a la pobreza, impulsar el trabajo decente y crecimiento económico, y reducir las desigualdades.

Desde el 2010 es el motor que nos impulsa a trabajar y la premisa que ha acompañado una historia en la que hemos sido el aliado de la primera experiencia de crédito formal para más de 1.5 millones de personas, a través de soluciones financieras que contribuyen con su calidad de vida. Vemos la inclusión financiera como una apuesta de país que nos permitirá tener una sociedad cada vez más justa y equitativa.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA