martes, 4 de septiembre de 2012
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Demasiados gerentes matan sin querer la innovación al depender excesivamente en premios y castigos para motivar a sus empleados.

En lo que respecta a la creatividad, hay buena y mala presión. Por ejemplo, evite aplicar restricciones extremas de tiempo. Las presiones competitivas entre empleados también pueden ser mortales.

En cambio, use presión positiva a través de un encargo desafiante que sea difícil pero que el equipo pueda resolver. Si encarga a la gente un problema importante que nadie más pudo resolver, puede supe cargar motivación y creatividad.

(Adaptado de “What Doesn’t Motivate Creativity Can Kill It”, de Teresa Amabile y Steve Kramer).