.
RESPONSABILIDAD SOCIAL

WWF identificó 31 frentes de deforestación en la Amazonía

miércoles, 15 de junio de 2016
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Esto, debido a los 31 frentes de deforestación que identificó la World Wildlife Fund (WWF) en su Informe Amazonía Viva 2016, en el que también resalta que “hay un aumento dramático en la frecuencia de las acciones legislativas promulgadas para degradar, reducir, descatalogar (proceso mejor conocido como Paddd) en el territorio”.

De acuerdo con un análisis de este tipo de acciones en Brasil, desde 2005, la frecuencia de estos eventos ha aumentado considerablemente, generalmente, para abrir paso a la energía hidroeléctrica. Si este tipo de iniciativas son llevadas a cabo, afectarán a 6,5 millones de hectáreas en los territorios de la Amazonía brasileña. 

El informe también señala que “una serie de 250 proyectos propuestos para construir represas en la Amazonía pone amenaza con alteraciones severas a la hidrología y la conectividad del ecosistema de agua dulce en el bioma, y más de 20 proyectos de construcción de carreteras están abriéndose paso a través de densos bosques”. 

Adicionalmente, la WWF  estima que hay más de 800 permisos de explotación minera y de petróleo y gas que ya fueron concedidos en áreas protegidas y otros 6.800 que se encuentran en proceso de examen.

En el documento Amazonía Viva 2016, Yolanda Kakabadsa, presidenta de WWF Internacional, afirmó que “bien es cierto que se han producido graves pérdidas y, por ejemplo, han aumentado las amenazas de la explotación minera y petrolera. Pero la mayor parte de la Amazonía se mantiene en buen estado ecológico. Los gobiernos han asumido compromisos esperanzadores para las áreas protegidas y el desarrollo sostenible, y son conscientes de los servicios ambientales de importancia mundial de esta región”. 

Para continuar con esta iniciativa, WWF ha establecido siete prioridades para su trabajo en la Amazonía en los próximos 10 años. Entre los puntos acordados por la organización se encuentran  mantener al menos 50% de cobertura del bioma como áreas protegidas y territorios indígenas; proteger los ecosistemas de agua dulce, y  aplicar un enfoque de paisajes regionales y economía verde para reducir la deforestación y la degradación de los bosques.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA