La iniciativa cumplirá 17 años

Ana María Sánchez - amsanchez@larepublica.com.co

El próximo 23 de septiembre, en un vuelo de la aerolínea Wingo irán 25 niños y adolescentes a conocer por primera vez el mar, el viaje se hará hacia el mar de los siete colores, en la Isla de San Andrés. Los niños beneficiados hacen parte de la fundación Sanar, la cual dirige a los pacientes a la resignificación de la vida y el cáncer, según cifras del Ministerio de Salud es la segunda causa de muerte de niños entre los cinco y 15 años, por esta razón empresas como Wingo se aliaron a la fundación, para ‘darle play a la vida’ como lo dice la fundación Sanar.

‘El viaje de los siete colores de la esperanza’ se realiza desde hace 16 años y en esta oportunidad, la aerolínea de bajo costo, perteneciente a Aero República, vuelve a ser parte de la iniciativa junto a la fundación, la cual lleva más de 33 años dando acompañamiento a estos niños.