.
EDITORIAL Se acumulan las reformas de la economía
martes, 6 de abril de 2021

El país económico necesita un revolcón que va más allá de poner más impuestos y que se sigue aplazando y se acumulan tareas pendientes para los gobiernos que vendrán en el futuro

Editorial

La tarea es muy simple: recoger las propuestas y grandes debates de los tres últimos periodos presidenciales de Colombia y listarlos en orden de importancia para comprobar qué temas siguen pendientes y en cuáles se ha avanzado. El balance es muy pobre si esos asuntos se segmentan u organizan desde lo económico. Y lo cierto es que se están acumulando las reformas pendientes, situación que tiene como consecuencia la vigente condena al subdesarrollo a dos o tres generaciones por delante.

A esta administración central se le acaba el tiempo para hacer grandes reformas, en pocos meses se desatará una inédita contienda electoral que estará marcada por el miedo a las aglomeraciones, la negación de las multitudes y el pavor al contacto; bajo estas circunstancias se va a elegir un nuevo Congreso el próximo marzo a “golpe de covid” sin que se construyan propuestas de partidos ni mucho menos se observen grandes legisladores tomar el partidor, pues los más visibles o notorios no regresarán al Senado o a la Cámara para aspirar a ser presidentes o ocupar cargos ministeriales si sus colectividades logran la Casa de Nariño; algunos otros simplemente optarán por las gobernaciones y las alcaldías.

El problema es justamente ese: circunscribir el debate político a las simples elecciones y a los nombramientos en cargos a los mismos personajes de siempre, pues no hay mecanismos que evalúen sus iniciativas políticas y económicas. Por generaciones, las elecciones en Colombia se han dedicado a elegir personas no para rodear o llevar a cabo iniciativas de cambios estructurales; ningún partido lidera temas estructurales como mejorar las infraestructura para ser más competitivos, garantizar una mejor educación para los colombianos del futuro, poner al servicio una mejor salud pública, diseñar un sistema nacional de riego para la agroindustria, reformar el sistema de pensiones para que las finanzas públicas descansen de su presión fiscal, modernizar el sistema de pagos del sector financiero, hacer una reforma tributaria estructural que evite las “reformitas tributarias” de cada año, diseñar una política de seguridad alimentaria que le ponga oficia al campo, armar una nueva oferta exportable, atraer o seducir inversionistas locales y extranjeros y garantizarles seguridad jurídica, mejorar la conectividad, desarrollar la infraestructura tecnológica, lograr menor dependencia del petróleo o simplemente quitarle los tres ceros al peso.

Todas esos temas son pendientes desde hace casi dos décadas, pero sin dolientes. Los gremios de la producción, que deberían liderar esas temáticas, solo hacen el lobby sectorial individualizado sin impactar las iniciativas en el Congreso o de ejecución en el Gobierno.

La pandemia se le atravesó como un derrumbe en el camino al Gobierno Nacional sepultando su plan de desarrollo y a los mandatarios locales partiéndoles sus cuatro años, pero siempre hay un nuevo día y un nuevo amanecer que debe obligar a los partidos, los gremios y los funcionarios eficientes a diseñar una hoja de ruta para ahora, no para mañana. Colombia es un gran mercado de regiones, Colombia es un país de inmensa riqueza natural, Colombia es un país con dos costas al Caribe y al Pacífico, Colombia es un país de un recurso humano talentoso, solo hace falta liderazgo político para hacer las reformas pendientes.

MÁS DE EDITORIAL

Editorial 14/04/2021 Cuidado con los palos de ciego en EPM

EPM no solo es la empresa pública más importante de Medellín, sino la espina dorsal del sistema eléctrico colombiano y no se puede aceptar que su gerencia siga en el limbo

Editorial 13/04/2021 La importancia de Carrasquilla en la CAF

El Gobierno debe poner a prueba su capacidad diplomática para lograr que el ministro de Hacienda vaya a la CAF, un movimiento clave para recuperar peso en la banca multilateral

Editorial 12/04/2021 Se debe ir más allá del plan de austeridad

El decreto 371 del 8 de abril de 2021 es un buen comienzo para aliviar las finanzas públicas, en un momento en el que se viene una nueva reforma tributaria que pagarán los de siempre

MÁS EDITORIAL