.
OCIO La música perfecta para escuchar en el gimnasio
martes, 23 de abril de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Ripe

Canciones entre 125 y 140 'beats' o compases por minuto pueden reducir la sensación de esfuerzo e impulsar la motivación al hacer deporte.

Los estudios han demostrado que escuchar una canción con el tempo adecuado puede reducir la sensación de esfuerzo e impulsar la motivación cuando se hace deporte. Y ese tempo se sitúa entre 125 y 140 compases o beats por minuto, afirma Costas Karageorghis, investigador de la Escuela de Deporte y Educación de la Universidad de Brunel en Londres. Además, cuando los atletas sincronizan sus movimientos con el ritmo musical, soportan mejor el esfuerzo. "La música puede alterar la excitación emocional y psicológica de manera parecida a un estimulante", señala Karageorghis.
 
Los estudios demostraron que, por ejemplo, para los aficionados a la música clásica hay dos piezas que funcionan muy bien en el gimnasio: la Sinfonía número tres en mi bemol mayor, de Beethoven, conocida como la sinfonía Heroica, y la Sinfonía número 40 en sol menor, de Mozart. Otro hallazgo fue que una letra motivadora o asociaciones con el deporte –como el tema de la película Carros de fuego con carreras por la playa– también dan un empujón extra.
 
Beneficios demostrados
Sylwia Wiesenberg, propietaria de Tonique Fitness, un gimnasio en Nueva York, piensa en el ritmo cuando confecciona sus listas de canciones para dar sus clases. Wiesenberg comienza la clase con canciones que tienen en entre 115 y 117 beats por minuto y después aumenta a temas con 125 pulsaciones.
Finalmente, la sesión alcanza su punto máximo con música que tiene unos 135 beats por minuto. "Hace un mes, cuando los altavoces se rompieron, la clase tuvo una atmósfera totalmente distinta. La gente se detenía… Dependo tanto de la música que no veo cómo hacer una clase sin ella".
 
Un estudio publicado el año pasado en la revista académica Journal of Sports Medicine and Physical Fitness halló que los ciclistas que sincronizaban sus movimientos con la música reducían la necesidad de oxígeno en hasta un 7%. Otro experimento, con 30 personas corriendo en una cinta, halló que seguir el ritmo de la música mejoraba la resistencia. Los expertos dicen que se debe a factores psicológicos. "Cuando la gente corre con música su nivel de esfuerzo percibido es menor que si no la usan", apunta Gershon Tenenbaum, de la Universidad del Estado de Florida, aunque "estos beneficios tienden a evaporarse una vez que una persona comienza a hacer ejercicio a niveles muy intensos", señala.
 
David-Lee Priest, un investigador de la Universidad de East Anglia en Inglaterra, dice que los efectos negativos del ejercicio, como la dificultad al respirar o el sudor, son transferidos al cerebro usando el sistema nervioso sensorial. Escuchar música interfiere con la transmisión de esas sensaciones, señala. "Antes de que se percate de la fatiga, la música bloqueará las sensaciones de cansancio y esfuerzo y usted no las percibirá por completo", dice. "Es parecido a tomar un estimulante leve… Incrementa ligeramente su ritmo cardiaco y presión sanguínea", concluye.

MÁS DE OCIO

Arte 18/09/2021 Segundo foro internacional 'Respira el Arte' se hará en el Teatro Jorge Eliécer Gaitán

Los paneles del evento se llevarán a cabo de manera virtual y presencial, estos últimos en escenarios como el Planetario y el Gaitán

Comercio 17/09/2021 Los gastos y regalos que resaltarán este próximo fin de semana para Amor y Amistad

Con un presupuesto de $122.100, los colombianos celebrarán esta fecha de diversas maneras siendo cenas y cine lo más buscado.

Moda 16/09/2021 Claves para el maquillaje femenino en el regreso a la oficina según expertos en imagen

Luxury & Work calcula que siete de cada 10 ejecutivas están buscando cómo verse bien ante una reducción del home office

MÁS OCIO