La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Ripe

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, presentó este lunes su propuesta de reforma energética y reiteró que tanto Pemex como la Comisión Federal de Electricidad “no se venden, ni se privatizan”. El mandatario puntualizó que el único objetivo de la iniciativa, que contempla modificaciones a los artículos 27 y 28 constitucionales, es fortalecer y modernizar el sector energético nacional en beneficio de la sociedad.

Así mismo, enumeró los cinco elementos en materia de hidrocarburos. Primero, retomar el artículo 27 de la Constitución que permitirá celebrar contratos de utilidad compartida. Segundo, modificar el régimen fiscal para Pemex, en el cual el Estado actuará como dueño de la riqueza petrolera. Tercero, reestructurar la división de los Petróleos Mexicanos en: exploración y producción. Cuarto, mejorar la rendición de cuentas respecto obras y contratos. Por último, establecer una política nacional de fomento a las compras de proveedores nacionales del sector hidrocarburos.

Además, invocó al responsable de la nacionalización de la industria energética, el expresidente Lázaro Cárdenas.