RIPE:
EL ECONOMISTA

Estas asignaciones corresponden a las que la Secretaría de Energía otorgó a Pemex en la Ronda Cero del 2014 y que en 2019 tuvieron un vencimiento en el plazo

El Economista - Ciudad de México

Petróleos Mexicanos (Pemex) invertirá hasta US$6,991 millones en exploración entre 2020 y 2023 según ha comprometido en 46 de los 64 planes de exploración de las asignaciones que el año pasado estuvo a punto de perder por falta de actividad, donde además perforará hasta 325 pozos para encontrar nuevos yacimientos, aprobó este martes la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH).

Estas asignaciones corresponden a las que la Secretaría de Energía otorgó a Pemex en la Ronda Cero del 2014 y que en 2019 tuvieron un vencimiento en el plazo para demostrar un mínimo de inversiones. Entonces, el gobierno federal decretó una excepción al no existir planes para licitar nuevos contratos a terceros, por lo que se le otorgó a Pemex una prórroga de cuatro años más para realizar las actividades de exploración en las áreas, que Pemex reagrupó en 64 asignaciones.

Así, según expuso el director general de dictámenes de Exploración de la CNH, Rodrigo Hernández Ordoñez, en la 35 sesión extraordinaria del órgano de gobierno del regulador, Pemex ha recibido aprobación para sus planes de exploración en 46 de las 64 asignaciones exploratorias. De estas aprobaciones, 18 fueron otorgadas por la CNH el año pasado y 22 en lo que va del 2020.

En los trabajos comprometidos por Pemex, el compromiso mínimo son 192 pozos, a los que en los escenarios incrementales se añadirían hasta 133 perforaciones más. Con ello, hasta ahora Pemex ha comprometido la perforación de hasta 325 pozos exploratorios en cuatro años, cuando entre 2009 y 2019 perforó 356 pozos exploratorios en todo el país.

En estos planes, Pemex considera siempre un escenario base para los trabajos que, de existir éxito exploratorio, se puede ir elevando hasta un escenario incremental. Con esta métrica, en las asignaciones exploratorias con planes aprobados espera encontrar como mínimo 3,841 millones de barriles de petróleo crudo equivalente, que pueden elevarse hasta 6,446 millones de barriles de petróleo crudo equivalente como recursos prospectivos.

Si se incorpora el riesgo geológico y de precios de los hidrocarburos para su comercialización, el cálculo de que estos recursos se cataloguen como reservas va de por lo menos 1,101 millones de barriles y de hasta 1,626 millones de barriles de petróleo crudo equivalente, volumen igual a la quinta parte de las reservas probadas del país en la actualidad.

En lo que respecta a las inversiones, para 2020 el desembolso de Pemex en estas actividades es de US$1,194 millones en 2020; de US$2,115 millones en 2021; de US$2,805 millones en 2022, y de US$2,961 millones en 2023, en los escenarios de actividades mínimas en todos los proyectos.