El presidente de Estados Unidos declaró emergencia nacional tras el riesgo de contagio del coronavirus en todos los estados del país

María Carolina Ramírez - mramirez@larepublica.com.co

En línea con lo que han hecho países como España, Italia y China, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció ayer el estado de emergencia debido al impacto que ha tenido la pandemia del Covid-19 en la economía mundial y en la salud pública.

La declaración del presidente se inclinó en generar calma a los ciudadanos y en apoyar con medidas económicas y administrativas las pruebas para detectar los casos de coronavirus y para encontrar una cura lo más rápido posible.

Si se quiere listar las medidas tomadas por Trump se pueden encontrar siete grandes decisiones desde estímulos monetarios hasta órdenes en hospitales y centros de salud.

La primera medida, sin orden de importancia, es la de disponer de hasta US$50.000 millones más en asistencia financiera para estados, localidades y territorios que necesiten combatir la pandemia.

Una segunda decisión tiene que ver con el anuncio de llenar hasta el tope las reservas estratégicas de petróleo de Estados Unidos. Cabe recordar que actualmente hay una guerra petrolera por la falta de acuerdo entre los países Opep y Rusia por la reducción en la producción mundial de crudo tras la caída en la demanda debido al virus chino.

El tercer aspecto es el de disponer de 500.000 pruebas para detectar el Covid-19. “Trump dijo que habría medio millón de pruebas adicionales disponibles, con cinco millones de pruebas listas en un mes”. Pero dijo que “no recomienda que todos los miembros del público se hagan la prueba”, informó The Wall Street Journal.

LOS CONTRASTES

  • Deborah BirxCoordinadora de respuesta al coronavirus de la Casa Blanca

    “Estamos agradecidos con las universidades y grandes hospitales que están realizando sus propias pruebas y que están siendo desarrollados bajo la línea de la FDA”.

  • Brian CornellCEO de Target Corp

    “Esperamos trabajar con la administración para mitigar esta amenaza. Tenemos el compromiso de mantener las tiendas abiertas para servir a los consumidores”.

El Primer Mandatario fue enfático en decir que “no queremos que todos tomen esta prueba. Solo si es totalmente innecesario”.

En esa misma línea, la cuarta decisión fue la de instar a que los estados de Estados Unidos establezcan inmediatamente centros de operaciones de emergencia. Es decir, que los diferentes estados deben disponer de lugares donde la gente pueda tener información y donde sus gobernantes tengan la posibilidad de tomar decisiones para garantizar la salud de sus ciudadanos.

En cuanto a los temas de salud, y como quinta medida, se pidió a los hospitales activar los planes de preparación para emergencias. “No se ahorrará ningún recurso”, dijo el Presidente. La declaración de emergencia, según Trump, también permitiría que el Departamento de Salud y Servicios Humanos anule las reglas que limitan la duración de la estadía y el número de camas abiertas en los hospitales, entre otras restricciones.

Como sexta solución, Trump dijo que le pedirá a Google desarrollar un sitio de internet para determinar si necesita un examen y facilitar las pruebas. Esto, con el fin de que los habitantes tengan la información pertinente a buena hora.

Finalmente, se contempla a posibilidad de aumentar el número de países que hacen parte de la lista de prohibición de viajes a Estados Unidos. Según Trump, “esto pasará y seremos aún más fuertes por ello. Hemos aprendido mucho”.

Sobre su estado de salud, Donald Trump dijo que se sentía bien y que no presenta ningún síntoma de coronavirus.

Mercados toman fuerza

Tras la declaración del Presidente los principales índices bursátiles de Wall Street cerraron al alza, como señal de apoyo a la medida adoptada por el Presidente del país más poderoso del mundo.

The Wall Street Journal informó que “el Dow Jones Industrial Average se disparó al cierre de las 4:00 pm con una ganancia de aproximadamente 1.980 puntos, o 9,4%, a 23.182 puntos, concluyendo una sesión positiva. El S&P 500 subió 9,2% y el Nasdaq Composite avanzó 9,3%. Esos movimientos recuperaron algo del camino del peor día de Wall Street en más de tres décadas, cuando el Dow cayó 10% debido a la expansión del coronavirus”.

Los mercados en Estados Unidos estuvieron en línea con los de otros países como en Europa donde los principales índices cerraron al alza tras la jornada del jueves que dejó a las principales plazas bursátiles en mínimos desde la crisis financiera de 2008.

Acciones mundiales cerraron su peor semana desde la crisis financiera de 2008

Según informó Reuters, “las acciones europeas pusieron fin el viernes a una racha de seis días de pérdidas, pero solo anotaron una leve ganancia en el día debido a que el repunte inicial perdió impulso en medio de la agitación en los mercados causada por el coronavirus. El índice referencial Stoxx 600 subió 1%, luego del desplome récord de 11,5% que sufrió el jueves. El índice perdió cerca de 18% en la semana, su peor desempeño semanal desde la crisis financiera de 2008. Los títulos italianos, subieron 7%, recuperándose desde un mínimo.