RIPE:
DIARIO FINANCIERO

El grupo ha tenido que retrasar inversiones que son consideradas no esenciales y posponer iniciativas para este año por la pandemia

Diario Financiero - Santiago

Empresas Copec reconoció ayer que, ante el impacto que el covid-19 está dejando en casi todas las compañías del grupo, ha tenido que retrasar inversiones que son consideradas no esenciales y posponer algunas iniciativas que tenían previstas para este año.

En un conference call a propósito de la entrega de sus resultados financieros -en los que detalló que perdió U$28 millones entre enero y junio, frente a los US$383 millones que ganó en igual período de 2019-, el director financiero de la firma, Rodrigo Huidobro, apuntó que cerraron el semestre con inversiones en bienes de capital de aproximadamente US$1.000 millones, muy por debajo de lo proyectado.

“Inicialmente anunciamos una cifra de US$ 2.500 millones para el año, pero eso será definitivamente mucho menor”, dijo. Y agregó que “el monto total para 2020 debería estar alrededor de los US$ 2.000 millones; es decir, el doble de lo que hasta junio hemos registrado”.

Así las cosas, el ejecutivo estimó que para el año que viene deberían reportar una inversión por mantenimiento de entre US$ 700 millones y US$ 800 millones, en línea con lo que se registra anualmente, a lo que se sumaría el restante de los grandes proyectos. “Por lo tanto, básicamente, deberíamos ascender a US$ 1.500 millones; esa es nuestra estimación muy preliminar para 2021”, añadió.

De esta manera, la compañía confirmó lo que ya en abril había adelantado en el sentido de que ante el escenario adverso sería necesario revisar las inversiones, “actuar con mesura, ajustando los tiempos y redefiniendo prioridades”.

Aun así, ese entonces aclaró que “la idea no es cancelarlas ni dejar de profundizar en nuestras líneas de acción”. Ello “sería ir en contra de nuestro ADN”, dijo el gerente general, Eduardo Navarro.

Sin novedades en venta de Sonacol
Respecto de la venta de su participación en Sonacol, Metrogas y Agesa, el CFO dijo que no hay novedades, respecto de las informaciones conocidas meses atrás.

“Estamos en las primeras etapas del proceso, hemos contratado el banco (de inversión) y estamos avanzando en el análisis necesario para tomar una decisión final sobre si seguir adelante con la venta o no. Todavía es demasiado pronto para comprometerse con alguna fecha en particular con respecto a los tres procesos en realidad, pero vamos avanzando en la dirección correcta y progresando”, aclaró el ejecutivo.

Mapco, el punto positivo
Un punto positivo para Empresas Copec en este período ha ido de la mano de Mapco, la red de bencineras y tiendas de conveniencia que la firma adquirió en 2016 por US$ 535 millones, y que le permitió su ingreso al mercado estadounidense.

Según explicó Huidobro, “la caída no ha sido mayor a un dígito y la recuperación ha sido bastante rápida. De hecho, según consta en el análisis razonado, “Mapco registró un incremento en el resultado operacional producto de mayores márgenes”.

Aunque el ejecutivo reconoció que los volúmenes cayeron, dijo que la filial tuvo “un muy buen desempeño comercial durante el trimestre”. De hecho, el Ebitda pasó de US$ 28 millones a junio de 2019 a US$ 48 millones.

Por ello, la estrategia es enfocarse en la estabilización de márgenes en combustibles, en la eficiencia operativa y mejorar el mix de productos en las tiendas”.