El Fondo Nacional del Ahorro (FNA) reportó $190.000 millones en utilidades netas durante 2019, después de registrar pérdidas consecutivas durante varios años

Juan Sebastian Amaya

El Fondo Nacional del Ahorro (FNA) es una entidad pública que ofrece beneficios para la obtención de vivienda propia a través de las cesantías o de créditos.

En Inside LR, la presidente de la entidad, María Cristina Londoño, señaló que cerca de 94% de sus préstamos hipotecarios va destinado a Viviendas de Interés Social (VIS) y que los beneficiarios con menores ingresos (menos de $3,6 millones) tienen los mejores índices de cumplimiento y pago de deudas. Además, después de varios años con pérdidas, en 2019, el FNA reportó $190.000 millones en ganancias y cerca de 2,4 millones de afiliados, razón por la que afirmó que la entidad no se privatizará.

¿Cuántos créditos de vivienda otorgaron en 2019?
Entregamos 22.459 créditos por $1,8 billones. Teníamos una meta mayor que hubiéramos alcanzado sin los paros, eso dificultó los desembolsos en noviembre, pero logramos subvencionar ese golpe. Es un buen balance, crecimos frente a 2018.

¿Cuánto se dejó de desembolsar por los paros?
En noviembre, más o menos fueron 1.000 o 1.200 operaciones. En diciembre, desembolsamos 2.300 operaciones, pero no pudimos ponernos al día de lo que nos había faltado en noviembre.

¿Cuál es el comportamiento de la cartera?
Los colombianos de menores recursos son muy buena paga, nos ha ido muy bien. La entidad llegó a tener indicadores de 12,5% de cartera vencida, en los últimos años se bajó a 9% y hoy lo hemos llevado a 5,8%. Seguimos trabajando para que sean menores, pero ya estamos bien frente a la competencia.

¿Por qué los de menores ingresos son mejores deudores?
Curiosamente, los de menores ingresos son de menor paga porque tienen 3,8% de indicador de cartera vencida. Nuestro crecimiento de cartera total en 2019 fue de 14%, estamos haciendo los debidos procesos para que las cosechas desembolsadas y las nuevas sean mucho mejores, y no nos crezca ese indicador.

¿Para qué tipo de viviendas prestan más?
El porcentaje de VIS, para personas con de cero a cuatro salario mínimos, es de 94% de los créditos que se otorgan. Nuestro fuerte es el VIS, somos los más baratos en el segmento y el número dos en el mercado, pero le apuntamos a que este año seamos el número uno. Aunque también tenemos créditos para las no VIS, estamos en el promedio del mercado.

¿Cómo van este año?
En enero, la meta era de 600 créditos y entregamos 1.175. Esperamos 26.000 en 2020 y completar 108.000 a 2022.

¿Cómo acceder a un crédito?
Primero, tener las cesantías en el FNA para los que tienen un empleo formal. Para los que no lo tienen, pueden acceder a una cuenta de ahorro voluntario contractual, que les permite hacer un ahorro disciplinado durante un periodo y luego pueden solicitar el crédito. Tenemos créditos en pesos y en UVR que pueden llegar a 30 años, donde nosotros financiamos 80% y parte de ese 20% restante pueden cerrarlo con subsidios. Si la gente tiene un ahorro promedio de $3,7 millones, tiene derecho a un subsidio del programa ‘Semilleros de propietario’, que la cuota inicial va de cerca de $5 millones y con eso, más el ahorro voluntario, acceden al subsidio de ‘Mi Casa Ya’ o con su caja de compensación.

¿Cómo son los trámites?
Es como se presenta en cualquier entidad financiera, diligencia la solicitud de crédito en cualquier oficina o en los canales virtuales. Hay que llevar constancia laboral, certificación de ingresos, la cédula y quienes declaran renta, la declaración. Para los que son informales, la constancia de que sus ingresos son verificables. Se revisan todos los documentos y pasa a estudio de crédito. Una vez es aprobado, venimos a la legalizadora.

¿Cuánto demora el proceso?
Cuando recibí el FNA, estaba en 311 días de demora, casi un año desde la solicitud hasta el desembolso. Cuando firmamos un acuerdo con la Superintendencia Financiera, eran 272 días. Ya llegamos a 106 días y a lo que le estamos apostando es a superar este tiempo para tener mayor eficiencia.

El FNA venía dando pérdidas, ¿cómo está ahora?
Tenemos indicadores interesantes, el FNA dio pérdidas operativas en 2016 de $119.000 millones y en 2017 de $95.000 millones. No se veían en la utilidad neta porque el fondo tenía un patrimonio mucho más grande. El Gobierno anterior le retiró $400.000 millones del patrimonio y se evidenció la realidad. En 2018, las pérdidas fueron de $135.000 millones. Hoy por hoy, damos un parte de tranquilidad porque cerramos con $145.000 millones de utilidad operativa y $190.000 millones de utilidad neta.

¿A dónde van esos recursos?
Vamos a sufragar esas pérdidas que teníamos y la diferencia la vamos a capitalizar, ese es el mandato de Ley para tener un patrimonio más sólido y poder dar más créditos.

¿Cuál es la meta para 2020?
Es agresiva, si ya llegamos a esta suma, por lo menos tenemos que mantenerla o superarla y es duro porque ya hicimos una reducción de gastos de 27% y crecimos los ingresos en 28%. Ya no podemos seguir reduciendo gastos y, por eso, hay nuevos productos.

¿Cuáles productos?
Tenemos productos de la mano con el Icetex. Estamos diseñando uno denominado ‘Ahorro Voluntario Contractual Educativo’ y, con una certificación que nosotros les damos de esos recursos que después el usuario trasladará al Icetex, les darán un crédito con tasas preferenciales. Por otro lado, tenemos un compromiso para poder utilizar las cesantías en un ahorro programado para la universidad de los hijos. También un producto para ahorro e hipotecario, pero es sorpresa y les iremos contando.

¿Cuántas cesantías recaudó el FNA?
Nuestro recaudo, al 14 de febrero de 2019, fue de $2,28 billones. De estas, los colombianos gastan 58% en adquirir vivienda y el resto se destinan para desempleo, ya sea por retiro voluntario o no, y, por último, en educación. Los retiros empiezan en el momento del pago de matrículas, en enero hay retiros fuertes y luego para los periodos de julio. Tuvimos un retiro total de $1,8 billones en 2019 y la meta de recaudo para este año es $2,4 billones.

¿Cuáles son los beneficios de tener las cesantías en el FNA?
El beneficio es que pueden solicitar y acceder a su crédito de vivienda. Los demás fondos son administradoras de pensiones y cesantías, y no otorgan créditos, aquí son directamente. Nosotros no cobramos comisiones por administración, ni por transferencias ni por retiros. Somos une empresa con respaldo del Estado.

¿Está de acuerdo con eliminar el pago de intereses de cesantías?
Nos acogemos a los cálculos del Gobierno. Son una mínima porción que le reconocen al empleado y es una cifra que es sobre las cesantías que le están pagando, un salario mensual. Nos acogemos a lo que planteen con relación al tema, nosotros lo que hacemos es administrarlas y no participamos en el pago de los intereses. Es una decisión gremial.

¿El FNA se va a privatizar?
La respuesta es no, no hemos hablado en ningún momento de privatización, al revés, tengo el mandato de seguir creciendo al FNA.

LOS CONTRASTES

  • Virginia OlivellaGerente senior de investigaciones de TransUnion Colombia

    “Ser buena paga habla bien y debería llevar a las entidades a sentirse relativamente tranquilas a la hora de entregarles créditos a estos consumidores”.

¿Cómo va la digitalización?
Estamos apuntando a que el Fondo sea más digital, se puede pagar con PSE. Tuvimos atención virtual con 11,8 millones de usuarios y vía física a 1,8 millones.

EL PERFIL
María Cristina Londoño es ingeniera industrial de la Universidad Javeriana, tiene una especialización en Finanzas de Eafit y una maestría en Liderazgo Positivo y Estrategia del Instituto de Empresa IE de Madrid.

Se ha desempeñado en el sector público y privado. Ha sido gerente zonal del Banco Colpatria, presidenta de Findeter, gerente de mesa sectorial en Alianza Valores, gerente de relaciones públicas en el banco de Inversiones BTG Pactual y presidenta de la comisionista AdCap. Desde el 5 de diciembre de 2018 es la presidente del Fondo Nacional del Ahorro y es la primera mujer en asumir este cargo.