José Alejandro Guerrero, presidente del Banco W, dijo que con la fusión de Fpisa esperan llegar a 10% del mercado de remesas

Paola Andrea Vargas Rubio - pvargas@larepublica.com.co

Luego de que la Superintendencia Financiera diera el aval para que el Banco W adquiriera 100% de las acciones de Financiera Pagos Internacionales (Fpisa), la entidad espera llegar a 10% del mercado de remesas en el mediano plazo, aseguró José Alejandro Guerrero, presidente del Banco W, en Inside LR.

Guerrero también entregó un balance del otorgamiento de alivios en medio de la crisis desatada por el covid-19, las estrategias para continuar apoyando a los microempresarios y las proyecciones de la compañía.

¿Cree que se debería dar el debate sobre la eliminación de la tasa de usura?
Yo creo que ese techo de la tasa de usura es un obstáculo para que haya mayor inclusión. Yo calculo, y esto es simplemente una cifra que inferimos por algunos datos, que en Colombia alrededor de cinco millones de personas usan el gota a gota de manera regular o esporádica, entre asalariados e informales.

Hay muchos colombianos que usan el gota a gota porque seguramente en algún momento quedaron reportados en el sistema financiero y otros porque por su bajo nivel de ingreso necesitan o pueden pagar créditos muy pequeñitos de $200.000 o $300.000, que para el sistema no son viables.

¿Por qué no son viables?
Cuando digo que no es viable la colocación de créditos de $200.000 o $300.000 es por las tasas que hoy tenemos. Para abrir esta posibilidad se podría pensar en unas tasas de 50% o hasta 100% más altas, como sucede en otros países. Aquí hay que tener en cuenta que estamos comparando estas tasas con las del gota a gota, las cuales van desde 10% diario, inclusive por 12 horas.

Si analizamos esas tasas, estamos hablando de préstamos con tasas de 3.000% o 6.000% anual vs. tasas que podrían ser de 80% o 70% para ese tipo de personas. Esto generaría un bienestar para quienes accedieran al sistema financiero. Lo que pasa es que se estigmatiza un poco y se quiere que las tasas siempre bajen, pero eso depende del riesgo y las condiciones de los créditos.

LOS CONTRASTES

  • Francisco Mejía Presidente de Banco Agrario

    “Los desembolsos de microcrédito (excluyendo aquellos que se otorgan al pequeño productor) han tenido una disminución de 52% desde que empezó la pandemia”.

¿Cuál es el balance de los programas de alivios?
Banco W ha otorgado periodos de gracia que van desde los tres meses hasta los seis meses, periodos de gracia a capital e intereses. Hemos aliviado a más de 100.000 clientes. Entre los nueve bancos que nos dedicamos a las microfinanzas se han aliviado más o menos $1,6 billones, aproximadamente. Banco W aporta a esa cifra, 31%.

¿Cómo se dividen esos alivios por segmentos?
Del total, 50% van a microempresarios que se dedican al comercio, 30% aproximadamente a servicios, como la manicurista que va a la casa; y 20% a otro tipo de actividades.

¿Cómo avanza la colocación de créditos en la pandemia?
Hemos crecido en las colocaciones del banco en este año con pandemia, frente a las colocaciones o a la cartera que teníamos en 2019. Vamos a tener un crecimiento aproximadamente de 14%, lo que representa una cifra cercana a $200.000 millones más frente a 2019.

¿Cómo avanza el indicador de cartera vencida?
Banco W siempre muestra un indicador de cartera bastante bueno. Nosotros, antes de la pandemia, estábamos alrededor de un indicador de cartera vencida de mora mayor a 30 días de 3,5%. En diciembre de este año se podría duplicar, es decir, que estaríamos alrededor de 6% y esperamos mantenernos en ese nivel a diciembre de 2021.

¿Los microempresarios son buena paga?
El colombiano es muy buena paga en general, y, hablando de los microempresarios, son supremamente buena paga, por lo que en la medida en que las entidades les demos facilidades este segmento se reactivará.

¿Las provisiones del banco han aumentado por la crisis?
Desde que somos banco hace nueve años, hemos tenido una política de tener provisiones altas, unas provisiones individuales de 145% sobre su cartera vencida. Con la incertidumbre que generó esta crisis, el banco llegó a aumentar sus provisiones hasta 400%. Esto ha afectado los niveles de rentabilidad. El año pasado generamos una utilidad de $56.000 millones, y este año esperamos cerrar con unas utilidades que pueden estar alrededor de $35.000 millones.

¿Cuántos clientes tienen?
A la fecha hemos sumado un poco más de 1.000 clientes. El banco espera que para final de año los nuevos clientes asciendan a 3.000. El total de usuarios es de 200.000.

¿Han bajado las tasas?
Hoy el riesgo de los créditos que tiene en general la banca se ha incrementado de manera sustancial y las tasas han bajado pese a eso. Entonces, yo creo que el esfuerzo que ha hecho el sistema financiero es alto.

Con la fusión de Fpisa, ¿cuánto moverán en remesas?
Esperamos pagar US$400 millones en remesas en 2020. Con la Financiera, tenemos una participación de 6% y esperamos llegar a 10% en el mediano plazo.

¿Planean realizar alguna nueva emisión de bonos?
Esperamos tener emisión de aquí a final del año. Podría ser de entre $200.000 millones y $300.000 millones.

El perfil
José Alejandro Guerrero, presidente del Banco W, es administrador de empresas egresado de la Universidad Icesi de Cali, tiene una especialización en Finanzas de la Universidad del Valle. Además, cuenta con más de 22 años de experiencia en cargos directivos, luego de empezar su carrera en el Banco Industrial Colombiano. En su trayectoria como profesional en el sector financiero se destaca que ha estado en diferentes entidades de este mercado, entre las que se destacan el banco AV Villas, Corpbanca y el WWB.