Legislación

Las reformas que haría Gustavo Petro si llega a la Presidencia


La intención del exalcalde de Bogotá, si llega a ser el mandatario de los colombianos, es dejar de depender de la minería y el petróleo, y apostarle a la mayor productividad del campo.

Petro propone un cambio total al modelo económico donde se deje la dependencia del carbón y el petróleo.

María Carolina Ramírez Bonilla - mcramirez@larepublica.com.co

Para el candidato a la Presidencia de Colombia, Gustavo Petro, hay que cambiar todo el modelo económico tradicional del país para lograr un progreso. Si bien su propuesta tiene varios pilares, el más importante y, que significaría un gran cambio, es el de dejar de depender de la minería como fuente de ingresos.

Para el exalcalde de Bogotá la explotación de minas e hidrocarburos hizo que la economía nacional dependiera de los precios extranjeros y no de una industria local, pues Colombia por varios años vivió de una “Enfermedad Holandesa”, la cual se agravó con la crisis financiera que produjo la caída de los precios del petróleo. Hoy el país produce 854.121 barriles diarios.

La economía no se ha recuperado del todo y la renta petrolera sigue siendo parte del hueco fiscal que está lejos de taparse. Es por esto que según Petro, el país necesita “un modelo que convierta a Colombia en potencia agroindustrial, es un modelo completamente diferente al que existe ahora”.

Para el candidato el mayor enemigo de la industrialización está en el narcolatifundio y el latifundio improductivo, por lo que propone hacer una democractización de la tierra. Se propone un impuesto predial más alto a la tierra improductiva, para hacerla provechosa y que no se desperdicien los terrenos que se pueden utilizar para la industria agrícola.

Para lograr el cambio en la industrialización, el candidato afirma que se financiará con el ahorro interno y el externo, “el ahorro interno hoy es forzoso, está en los fondos privados de pensiones bajo control de los propietarios de los bancos, y en el sistema de salud, bajo control de las EPS, por esa razón se necesita una reforma al sistema de pensiones y de salud”.

En conclusión, Petro resume su programa económico con las siguientes palabras: “sostengo que impulsar un serio proceso de industrialización implica reformar el agro, incentivar el cooperativismo y la asociatividad, fortalecer la banca pública, disminuir las rentas, hacer una reforma tributaria pro producción, hacer saltar sustancialmente el presupuesto de la educación pública, reformar el sistema pensional, y fortalecer el mercado interno y latinoamericano”.

Con esto abre las puertas a un nuevo debate sobre el futuro de la economía 2018-2022.

Reforma rural que vuelva productivo el agro y sus 15 millones de hectáreas
Para reemplazar las rentas petroleras, la propuesta es explotar el campo colombiano, hacer que las 15 millones de hectáreas fértiles, de las cuales solo se usan seis, se puedan utilizar de forma correcta. Esto, para Petro, implica una nueva gestión del agua que tenga en cuenta el cambio climático, reconstruir las instituciones del saber agrario, y que la banca pública sea la gran financiadora. Lo que crearía más empleos.

Colombia debe dejar la dependencia del petróleo y el carbón en sus ingresos
“Colombia tiene una economía hoy semejante a la venezolana”, así lo concluye Gustavo Petro al afirmar que la dependencia económica del petróleo ya hace que Colombia sea igual que su vecino. La propuesta del candidato es que se deje de depender de la extracción de minerales, que por suerte están en Colombia, y que se proponga un nuevo modelo económico que se base en el campo y en la industrialización.

Establecimiento de una fuerte banca pública que financie los proyectos productivos
En temas financieros, el candidato propone que la banca pública sea mucho más fuerte que la privada y que se parta del Banco Agrario como institución “pero que desarrolle su captación de ahorro en las grandes ciudades y en operaciones en el exterior, ese ahorro hay que conducirlo a la inversión en el agro y la industria, al cooperativismo industrial, al campesino y campesina, convertidos así en granjeros”, dice.

Acueducto, vías férreas y generación de energía limpia, los cambios en infraestructura
En cuanto al tema de la infraestructura, se plantean tres aspectos. El primero, es la infraestructura del agua, que tiene que ver con los acueductos y tratamientos para el consumo de agua potable. El segundo, es la red ferroviaria nacional, que incluye metro y tranvías en las áreas urbanas. El tercero, es la generación de energías limpias basadas en el agua y el sol y que Ecopetrol sea la mayor generadora de energía solar de la región.

Industrialización de la mano de la educación y la inversión en ciencia y tecnología
Para industrializar el campo y hacer más productivas a las empresas, se plantea desarrollar un sector productor de bienes de capital que implica el desarrollar el mercado latinoamericano y la expansión de la universidad pública en Colombia. “La universidad permite el saber para la producción de máquinas y la ciencia para la producción, y el mercado latinoamericano es esencial para asegurar sus economías de escala”, señaló.