Transporte

La inauguración del Túnel de La Línea


El presidente de la República, Iván Duque, puso en operación la obra más importante de la infraestructura nacional

La contraloría y la procuraduría corporaciones autónomas regionales de Quindío y Tolima, la Procuraduría, la Contraloría y las veedurías ciudadanas supervisaron la construcción

Lina Vargas Vega - lvargas@larepublica.com.co

Invias entregó una obra de infraestructura sostenible, y para lograrlo, la construcción del Túnel de La Línea fue vigilada por 28 mesas ambientales en las cuales participaron las corporaciones autónomas regionales de Quindío y Tolima, la Procuraduría, la Contraloría y las veedurías ciudadanas.

Como parte de su compromiso con la zona y para recuperar las 533 hectáreas directamente afectadas por la construcción, fueron sembrados 600.000 árboles, además se realizó mantenimiento a 1.247 hectáreas con más de 1,4 millones de plantaciones, adicionalmente otros 121.000 árboles fueron plantados en zonas aledañas.

Las fuentes hídricas de la zona también fueron protegidas. Las cuencas de los ríos Navarco, Santodomingo, Bermellón y Coello y de las quebradas La Gata y El Salado fueron restauradas para no perjudicar el abastecimiento de agua del municipio de Calarcá. Además, para la protección del líquido vital, fue construida una planta de tratamiento de aguas residuales.

Como parte de la estrategia de Invias de ejecutar acciones para controlar, compensar y recuperar los terrenos afectados por la construcción del túnel, los 1.400.000 metros cúbicos de material de excavación extraídos fueron trasladados para ser sometidos a tratamientos ambientales especiales.

Finalmente, con la instalación de 90 baterías sanitarias, 10 estaciones hidrométricas y 8 meteorológicas, La Línea cumplió con las exigencias de las autoridades ambientales.